sábado, 6 de agosto de 2016

Técnica y mundo moderno en Heidegger

El mundo moderno, considerando como tal el que inicia y piensa filosóficamente Descartes y está vigente en nuestros días, está determinado ‘metafisicamente’ y ha propuesto y realizado progresivamente una interpretación de la realidad o del ser como simple y recortado objeto.

Heidegger considera la técnica como el ‘fenómeno’ fundamental del mundo moderno y en la Tecnología, que es, al decir de Heidegger ‘la metafísica de la era atómica’. La filosofía moderna tiene una concepción ‘técnica’ de la realidad, concepción que, de una parte considera lo real como ‘material de explotación’, reducible a mera disponibilidad, tras la planificación y el cálculo que convierte todo en puro medio e instrumento; y, de otra parte, en esa su reducción de lo real vela y oculta cualquier otro sentido de la realidad y cualquier otro modo de enfrentarse a ella.

Técnica no es sin más la transformación instrumental-tecnológica de la realidad; ni siquiera sólo, ni tampoco, el sometimiento de la realidad con su carácter ‘impositivo y dominador’; la técnica es, pensada filosófica y originariamente, un modo de ‘manifestar, descubrir e interpretar’ la realidad, modo de manifestar regido por la ‘calculabilidad, utilidad y rendimiento’.

De ahí el que la técnica conlleve y represente un ‘peligro’, peligro que en su extrema gravedad estaría para Heidegger no tanto en la destrucción atómica del mundo, cuanto en el sometimiento del mismo hombre (y todas sus expresiones) al dominio de la técnica, con la instrumentalización de sí mismo y la consideración de la idea ‘técnica’ del mundo como algo ‘natural’.

Para saber más: Historia de la filosofía. Juan Manuel Navarro Cordón y Tomás Calvo Martínez. Fuente: decrecimiento.info