Argentina: Justicia argentina ratifica fallo contra minera Los Pelambres por escombros tóxicos

La Cámara Federal de Apelaciones de Mendoza de Argentina, ratificó el fallo que señala que la minera Los Pelambres hizo el deposito de una escombrera en territorio argentino. El abogado argentino, Marcelo Arancibia, señaló al Diario de Cuyo que, “esto es fundante a la hora de reparar el daño ambiental”.

El medio también señala que la presunta inconstitucionalidad del acuerdo entre la provincia de San Juan y la minera perteneciente al Grupo Luksic, se deberá resolver en el Juzgado de Origen.
De esta forma la causa vuelve a la provincia, y la discusión continuará en el Juzgado Federal Nº1.
Según el medio, el abogado Arancibia señaló que desde que se hizo la denuncia por inconstitucionalidad en octubre del año pasado, la minera cumplió con el aislamiento de la escombrera, sin embargo, ahora buscan que se retiren los desechos tóxicos.
El mismo medio indica que la minera sacó 570 neumáticos que había despostado en el Cerro Amarillo, pero no se tiene conocimiento si hay más enterrados. Además que sigue en el lugar una escombrera con materia estéril.
Antecedentes del caso
Esta historia se hizo conocida luego que la provincia de San Juan se querellara contra la minera Los Pelambres, que instaló una escombrera de más de 100 hectáreas, de las cuales 50 estaban en suelo trasandino.
Según el medio argentino El Perfil, se depositaron 55 millones de toneladas de residuos entre el 2007 y el 2012.
La minera fue denunciada en 2014 por el proyecto minero El Pachón, de la empresa suiza Glencore, la que se encontró con la escombrera en el Cerro Amarillo, al querer instalarse en el territorio argentino.
Por parte de la empresa han señalado que, una vez tomado conocimiento del errores, que no son responsabilidad de la minera, se dejó de operar en ese depósito.

Fuente: Bio Bio Chile

Entradas populares de este blog

Indígenas estadounidenses protestan en Washington contra gobierno de Trump

Patagonia Chilena: Mañana se estrena documental sobre polémica hidroeléctrica en Cochamó.

Vienen por nuestro litio con la excusa del auto eléctrico y la defensa del ambiente