Europa ‘pasa’ de la sobrepesca del pez espada


La organización internacional de conservación marina Oceana ha alertado hoy sobre las reticencias de la Unión Europea a adoptar medidas para la recuperación del pez espada del Mediterráneo. 

El stock del Mediterráneo, en sobrepesca desde 2003, es un 70% inferior al nivel sostenible. La UE, inactiva pese a que el 90% de la flota es comunitaria. La organización internacional de conservación marina Oceana ha alertado hoy sobre las reticencias de la Unión Europea a adoptar medidas para la recuperación del pez espada del Mediterráneo. Según la evaluación científica realizada hace unos meses, el stock sufre sobrepesca y ha disminuido drásticamente desde los años 80 hasta niveles un 70% inferiores a lo que se considera sostenible. “La Unión Europea descuida flagrantemente su obligación de gestionar los stocks para que alcancen niveles sostenibles en 2015 o 2020 a más tardar”, afirma María José Cornax, responsable de pesca de Oceana en Europa. “La UE está repitiendo el grave error que en el pasado llevó al atún rojo al borde del colapso al no adoptar ahora medidas en favor del pez espada”. En la actualidad, la UE está negociando la posición que mantendrá en la próxima reunión de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (ICCAT), donde se decide el futuro de especies altamente migratorias como atún rojo, pez espada y varios tiburones. Aunque en los últimos años la UE ha defendido la precaución al negociar las cuotas de atún rojo, ha fracasado a la hora de apoyar las más elementales medidas de precaución para el pez de espada del Mediterráneo. En la actualidad, la especie sufre sobrepesca debido a una flota desmesurada de más de 12.000 embarcaciones, de las que el 90% tienen bandera comunitaria y el 60% son italianas. Las escasas medidas de gestión existentes no sirven para recuperar el stock, sobre todo porque el 75% de las capturas son juveniles que no han tenido la oportunidad de reproducirse. La Dra. Ilaria Vielmini, científica marina de Oceana, añade: “El stock de pez espada sigue mal gestionado a pesar de llevar una década con sobrepesca. Italia, como país que domina la pesquería y que además ostenta la Presidencia de la UE, tiene especial obligación de tomar la iniciativa en la recuperación de una especie tan importante”. Oceana pide que se adopte un plan de gestión del pez espada en el Mediterráneo que incluya límites de capturas para devolver el stock a niveles sostenibles. Este año es crítico para actuar en favor de esta especie, ya que ICCAT suele introducir nuevas medidas de gestión basadas en las evaluaciones que hace del stock, y no revisará las del pez espada del Mediterráneo hasta 2017. La próxima reunión de ICCAT se desarrollará entre el 10 y el 17 de noviembre en Génova. Oceana asistirá como observador y solicitará una gestión precautoria del atún rojo del Atlántico y el Mediterráneo, el pez espada del Mediterráneo y los tiburones. 

Fuente: http://www.ecoticias.com

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento

¿Cuánto tiempo nos queda? El informe de la ONU en 60 segundos