Canadá: producción de petróleo en Alberta puede causar muerte a 166 millones de aves



La extracción de petróleo en los yacimientos de arenas bituminosas de la provincia canadiense de Alberta puede provocar una tragedia ecológica con la muerte de 166 millones de pájaros en los próximos 50 años, según un estudio dado a conocer hoy
El estudio Impacto sobre pájaros del desarrollo de las arenas bituminosas en el bosque boreal canadiense dice que el público necesita entender los costes reales y en el largo plazo de este desarrollo y determinar si es aceptable.
El informe fue preparado por varios grupos de protección medioambiental, entre ellos el Instituto Pembina, que tomó como base de cálculo una producción de 5 millones de barriles de petróleo al día que prevé el sector petrolero en los próximos años.
Según los autores del estudio, la mitad de las aves migratorias de Estados Unidos ponen sus nidos en el bosque boreal canadiense, donde cada año nacen de 22 a 170 millones de pájaros.
Por ejemplo, los autores advierten que de 8.000 a 100.000 pájaros mueren cada año sólo a consecuencia de las lagunas tóxicas que origina la explotación de petróleo.
Pero también dijeron que el daño a las aves se extiende más allá de la provincia canadiense de Alberta, hasta el sistema de los Grandes Lagos norteamericanos, por la pérdida de calidad del aire y el agua en la región.
Igualmente, los cambios del calentamiento global que ya están afectando las aves boreales están siendo agravados por las arenas bituminosas que son la fuente de emisiones de gases de invernadero que más rápidamente está creciendo.
La pérdida de hasta 166 millones de aves es un precio totalmente inaceptable por la adición de Estados Unidos al petróleo, afirmó una de las autores del estudio, Susan Casey-Lefkowitz.
Los gigantescos yacimientos de arenas bituminosas de Alberta (con unas reservas estimadas superiores a las de Arabia Saudí) se han convertido en los últimos años en una de las principales fuentes de petróleo para Estados Unidos.
Pero grupos críticos con el proceso señalan que la producción de un barril de petróleo procedente de las arenas bituminosas genera tres veces más emisiones de gases invernadero que la de un barril convencional de crudo.
Las arenas bituminosas producen en la actualidad alrededor de 1 millón de barriles de petróleo al día.
Además, la explotación utiliza de forma masiva agua para separar el crudo de la arena hasta el punto que las empresas que operan en Alberta solicitaron el uso de suficiente líquido como para proveer a una ciudad de 3 millones de personas.
Actualidad Terra, Internet

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento

La humanidad tiene una oportunidad: La restauración masiva de bosques