Proteger el agua dulce local genera grandes beneficios a nivel global

Los lagos de todo el mundo están bajo una amenaza sin precedentes debido a que el cambio climático está impulsando en todos ellos un fenómeno que los científicos conocen como eutrofización, que no es otro que el crecimiento masivo de algas nocivas en la superficie del agua continental. Los beneficios de proteger el agua a nivel local no son costosos, sino rentables, según un estudio publicado en Nature, que afirma que con tan solo limitar el avance de la eutrofización en los lagos de todo el mundo, la humanidad podría ahorrarse hasta 21 mil millones de dólares.

Un lago que sufre esta enfermedad natural queda prácticamente inservible: en una floración extrema, sus aguas no pueden utilizarse para beber, la pesca disminuye por la ausencia de peces, tampoco se puede utilizar como un agua de baño y, peor aún, el ecosistema que lo rodea queda gravemente dañado.
Dada la importancia de mantener a raya este problema, muchos gobiernos se han puesto manos a la obra para contenerlo, eso sí, a un coste económico que muchos estudios señalaban que superaban los beneficios. Sin embargo, la realidad es totalmente distinta a la información que desprenden esos trabajos.

Así lo refleja una nueva investigación publicada en la revista científica Nature en la que se afirma que tradicionalmente los estudios se han centrado en una gama limitada de beneficios que, normalmente, se acotan a nivel local, sin tener en cuenta un amplio abanico de ventajas que aparecen a nivel regional o mundial.
“Cuando se cuantifica los beneficios económicos de limitar la contaminación del aire se tienen en cuenta parámetros que van desde las emisiones, concentraciones e, incluso, posibles impactos en la salud de las personas. Con el agua no ocurre lo mismo, quedando los vínculos entre los beneficios y la buena calidad del agua más limitados”, señalan los autores.
Usando un estudio de caso del lago Erie, en Estados Unidos, como ejemplo, los autores también encontraron que el valor del cambio climático global de proteger y prevenir este gran lago de la proliferación de algas era 10 veces mayor que el valor del uso de la playa o la pesca deportiva
Para demostrar los beneficios de mantener en buen estado de salud nuestras aguas superficiales, los científicos recurren precisamente al problema de la eutrofización. Según exponen, este fenómeno se espera que aumente hasta en un 390% para finales de siglo en los peores escenarios de cambio climático, poniendo en peligro el agua dulce del planeta y la misma atmósfera planetaria.
Esto se debe a que los lagos afectados se convertirían en una potencial fuente de metano (CH4), un gas de efecto invernadero 20 veces más potente que el dióxido de carbono (CO2), es decir, que la emisión de una tonelada de metano equivaldría a 20 de CO2.
En el escenario pesimista propuesto por los investigadores, las emisiones de CH4 de los lagos y embalses podrían tener un impacto en el cambio climático equivalente a aproximadamente el 38-53% de las emisiones actuales de combustibles fósiles.

“Si la eutrofización aumenta a estas tasas proyectadas, es probable que las futuras emisiones de metano de los lagos y embalses compensen la totalidad del entierro de carbono marino o todo el entierro de carbono terrestre en el presupuesto global de carbono”, advierten los expertos.
Así, según sus cálculos, si se pudiera limitar los aumentos de las emisiones de metano de los lagos a un escenario donde la eutrofización aumente como mucho un 100% y un mínimo del 20% para 2050, el ahorro podría situarse hasta en 24 mil millones de dólares. De no hacerlo, el coste se elevaría hasta los 81 mil millones de dólares.
“El agua superficial es uno de los recursos más importantes de la Tierra. Sin embargo, la gente ha asumido erróneamente que proteger nuestra agua cuesta más de lo que vale. Nuestra investigación demuestra que existe un valor local y global significativo para proteger la calidad del agua local”, resaltan los expertos.
En este sentido, recuerdan que mantener un agua limpia se traduce en otra serie de beneficios igual de valiosos, tanto a nivel local como mundial, como el incremento de la salud de los ecosistemas limítrofes e, incluso, de la salud de las personas que los explotan.
Fuente El Agora

Entradas populares de este blog

5 razones para entender y respetar a las babosas

Venezuela: El Parque Nacional Canaima se ve afectado por actividad minera ilegal

2021, el año en el que las pérdidas por desastres climáticos superan los 100.000 millones de dólares por sexta vez