Movimiento M4 en solidaridad con el pueblo indígena Wet’suwet’en de Canadá

Desde el Movimiento Mesoamericano contra el Modelo extractivo Minero -M4- nos sumamos a la solidaridad internacional con el pueblo indígena de Wet’suwet’en del oeste de Canadá , quienes han enfrentado nuevos actos de violencia en su contra por parte del gobierno canadiense.
 
El pasado lunes 7 de enero la policía , como brazo ejecutor de una orden judicial emitida en diciembre de 2018, llegó al campamento instalado para impedir la construcción de un gasoducto en su territorio y arrestó a 14 de los activistas indígenas que se encontraban allí. De este modo la empresa Coastal GasLink, subsidiaria de TransCanada pretende pasar por sobre la decisión de las poblaciones locales que no quieren la explotación de sus tierras.
En un comunicado compartido recientemente las y los defensores del territorio denunciaron que “el territorio indígena Wet’suwet’en está siendo sitiado por las fuerzas estatales canadienses, que trabajan de la mano con la empresa extractiva Transcanada, quien pretende imponer un gasoducto en nuestro territorio” , aludiendo que éste es “acto de guerra” y una “violación de los derechos humanos, un asedio y una extensión del genocidio al cual sobrevivieron los Wet’suwet’en desde los inicios de la colonización”.
Los pueblos indígenas y campesinos de Latinoamérica conocemos muy bien el accionar de las empresas extractivistas que allí donde quieren instalarse utilizan todo tipo de artimañas, criminalización y violencia directa para poder quedarse con el control de lo territorios.
Desde los rincones de nuestramérica les enviamos nuestro apoyo y solidaridad para continuar adelante con la defensa de su territorio , para seguir presentando ejemplos de resistencia y construcción de nuestras autonomías en contra de la agresividad del modelo extractivista que nos despoja de nuestras formas de vida y violenta la armonía de nuestras comunidades.
Exigimos un alto a la imposición de megaproyectos y respeto a la autodeterminación de los pueblos
Movimiento Mesoamericano contra el Modelo extractivo Minero -M4- Imagenes: ‪CDHAL‬ - ‪Joel Angel Juarez/Zuma Press/PA Images‬
---------------
Colombia: Observatorio de Conflictos Ambientales (OCA)


El Observatorio de Conflictos Ambientales (OCA), nace en el Instituto de Estudios Ambientales (IDEA) de la Universidad Nacional de Colombia en el año 2014, con el fin de recopilar, sistematizar, analizar y visibilizar información sobre los conflictos, como un aporte para generar espacios de diálogo, de investigación y docencia.  

La herramienta principal que aportamos en esta discusión es la plataforma interactiva, que contiene información detallada de diversos conflictos ambientales colombianos, y que está disponible en línea ( https://conflictos-ambientales.net/oca_bd/ ) para ser consultada, utilizada y enriquecida, por los diferentes actores interesados. 
 La plataforma tiene un componente cartográfico para espacializar los conflictos y una línea de tiempo en la que se les hace seguimiento. En el OCA trabajamos por la visibilización de los conflictos ambientales y de sus impactos, para aportar en cambiar las asimetrías del conocimiento y promover la discusión de los conflictos, de tal forma que se escuchen todas las voces posibles. Con la profundización del modelo extractivo, el surgimiento de nuevos nichos de mercado, y con la intensificación de la explotación en muchos lugares del país, los conflictos ambientales se multiplican, lo que hace del OCA una propuesta oportuna. El OCA cuenta con un equipo interdisciplinario que trabaja en mayor medida de manera voluntaria, y que ha logrado consolidar una forma de trabajo propia que ponga la investigación al servicio de la defensa de los territorios y de los procesos de transformación.

Contactos: http://oca.unal.edu.co/index.html  
Fuente: http://www.mientrastanto.org/boletin-175/foro-de-webs/observatorio-de-conflictos-ambientales-oca

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento

La humanidad tiene una oportunidad: La restauración masiva de bosques