lunes, 11 de julio de 2016

Obispo de Aysén (Chile) alerta por inminente firma del TPP: “Vivimos bajo la dictadura del dinero y del comercio de otras potencias”


Luis Infanti criticó duramente al Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica liderado por Estados Unidos y que será firmado por Chile el 4 de febrero próximo en Nueva Zelanda. “Yo percibo que esto nos hace entender con más claridad que Chile y otros países no vivimos en una democracia, sino bajo la dictadura del dinero y del comercio de otras potencias que quieren quitarnos la soberanía a los países más débiles”, reflexionó el obispo de Aysén Luis Infanti, opositor al Acuerdo
Transpacífico de Cooperación Económica (TPP), que Chile planea suscribir junto a otros 11 países.. “Quieren quitarnos la soberanía a los países más débiles”, remató

Para el religioso, conocido por su activismo en la defensa del medioambiente y los Derechos Humanos, los legisladores que tendrán la posibilidad de rechazar o aprobar el proyecto sin modificación alguna, también están sometidos a los poderes de las multinacionales.“Los alcances del tratado van más allá del comercio. No es sólo vender manzanas o cobre, para llegar a eso sí o sí tienen que meterse en las leyes y en la Constitución de Chile. No es casualidad que ésta haya sido hecha en tiempos de dictadura porque se trata de una constitución que vende a Chile al mejor postor”, afirmó.
Para el Obispo de Aysén, lo que este tipo de tratados pretende, más allá de la obtención de riquezas, es “comprar la consciencia de los pueblos y ese es el sentido último del poder: conquistar la conciencia para establecer que lo que yo estoy imponiendo es lo mejor para todos. Decir que sí o sí se tiene que hacer esto, para estar bien, es un engaño al pueblo”.
La eventual suscripción de Chile al TPP cuenta con la resistencia de numerosas organizaciones sociales y parlamentarios que se han ido sumando al rechazo, organizados en la plataforma Chile Mejor Sin TPP. Los efectos indeseados que el tratado tendrá sobre la salud, el medioambiente, la cultura y los Derechos Humanos han alertado a la ciudadanía pese al secretismo en que diseñado el acuerdo.

Para el monseñor Luis Infanti, sin embargo, estas estrategias de las grandes potencias no son una novedad en Chile: “Hace varios años que nuestro país está firmando Tratados de Libre Comercio que son una manera de decir hagamos algo de comercio, pero con muy poco de libre, porque las potencias mayores quieren aprovecharse de los países de menor envergadura”.
Los mismo ocurrió, sostuvo, con los tratados comerciales a los que Chile ya ha suscrito. “Tampoco se le consultaron a nadie. Por ello entiendo que la globalización de los TLC’s es la legalización del poder y de la dictadura económica, como diría el Papa Francisco. Es la legalización del neocolonialismo de los países poderosos a los más débiles”.

“ESTOS TRATADOS EMPOBRECEN AÚN MÁS A LOS PUEBLOS”
En opinión del Obispo de Aysén, el hecho que Chile haya sufrido la paulatina privatización de sus recursos naturales explica que las autoridades estén interesadas en seguir consagrando dicho modelo, que no ha significado mayores ingresos para los sectores más vulnerables del país.
Durante un seminario celebrado en 2014 denominado “El agua como derecho humano”, el sacerdote participó como principal orador y se sumó al objetivo de que la ONU declare ilegal la pobreza en 2018.
Al respecto, Infanti señaló que “con mayor razón quisiera reafirmar esta postura de declarar ilegal la riqueza, porque con estos tratados van empobreciendo aún más a los pueblos. Esto es en función del desarrollo económico de los desarrollados, es para potenciar aún más a los poderosos y lo hacen a costa de los marginados. El Papa Francisco lo relacionaría más que con el no robar -porque es un robo no solo de bienes, sino de vida, cultura y dignidad- con el mandamiento de No Matar, pues con estos tratados se está matando la vida, la dignidad y el alma de muchos pueblos”.
En este escenario de secretismo y nula participación de la ciudadanía en la posible suscripción al TPP, el obispo destacó que “la única posibilidad de quebrar esta dictadura comercial es la reacción de nuestro pueblo, a medida que se tome conciencia”.

Fuente: El Ciudadano- Imagen: ‪plp.cl‬