Chile: El Sumario Secreto Del proyecto minero "Dominga"

La polémica tramitación del proyecto Dominga durante el Gobierno de Michelle Bachelet todavía mantiene aristas que muestran la compleja trama que terminó con la renuncia de los entonces ministros de Hacienda y de Economía y también del subsecretario de Hacienda.
 
Una de ellas se relaciona con la denuncia por parte de funcionarios del Servicio de Evaluación Ambiental de Coquimbo relacionada a supuestas de acciones de parte del Gobierno Central en favor del proyecto. 
La Unidad de Investigación de Ahora Noticias tuvo acceso a estos antecedentes y también conversó del caso con ex autoridades, entre ellos el ex Ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, quien desestima la denuncia, indicando que solo de trató de apoyo técnico y administrativo.
El sumario secreto
Cuando a fines de agosto del año pasado renunciaron los ministros de Hacienda y de Economía, lo hicieron protestando por el rechazo del resto del Consejo de Ministros al proyecto minero-portuario Dominga que argumentó deficiente información de la línea de base e insuficiencias en las medidas de mitigación, compensación y reparación para proteger la flora y fauna de esa zona ecológica.
Rodrigo Valdés acusó que “no todos tienen el crecimiento entre las prioridades”, coincidiendo con los argumentos de Chile Vamos. El entonces precandidato presidencial Sebastián Piñera advirtió que “el resto de los ministros tendrá que asumir su cuota de responsabilidad de haber actuado con un criterio político, perjudicando a la región de Coquimbo”. 
Por esos días también se conoció una carta reservada de los funcionarios del SEA de Coquimbo que denunciaba “injerencias” de la Dirección Ejecutiva de Santiago sobre los procesos de evaluación técnica del proyecto hechos en la región.
La misiva ponía en duda la única instancia de aprobación que ha tenido Dominga, acusando que el informe favorable del SEA Coquimbo de febrero de 2017 estuvo prácticamente digitado desde Santiago por las autoridades ambientales del sector más “pro inversión” al interior del gobierno pasado… varias de las cuales abandonaron sus cargos en los meses siguientes mientras se hundía el proyecto hasta su rechazo final en agosto de 2017. 
La carta-denuncia gatilló luego una investigación sumaria que terminó a mediados de marzo de este año. La Unidad de Investigación de Ahoranoticias obtuvo el informe completo de esa indagación mediante una solicitud de transparencia al SEA. En las respuestas al interrogatorio interno, los evaluadores detallan sus razones para sospechar de acciones de intervención desde la Dirección Ejecutiva a través del Departamento de Soporte Estratégico y Coordinación Institucional, el SECI. Dicho sumario terminó sin sanciones para los funcionarios y directivos de Santiago y Coquimbo, sobreseyendo las responsabilidades de unos y otros.
INSTRUCCIONES DESDE SANTIAGO
Siguiendo los testimonios del sumario, la acción desde la Dirección Ejecutiva comienza a notarse en la región a mediados de 2016 a partir de una licencia médica de la directora titular del SEA Coquimbo Claudia Martínez, aunque se advierten inquietudes desde el comienzo de ese año porque, según las declaraciones que constan en el sumario, proyecto no estaba bien presentado. La misma directora Martínez, ingeniero agrónomo, en su declaración confirma que antes de la elaboración del informe para la tercera Solicitud de Aclaración al titular del proyecto que se hizo en marzo de 2016 (ICSARA 3), ya se pensaba en rechazarlo:
“… En enero/febrero 2016 ya habíamos analizado una recomendación de rechazo…  era nuestra opinión verbal de discusión o conclusión interna… Desde DE (Dirección Ejecutiva, de Santiago) se indicó que existe plazo y había precedentes del Comité de Ministros de que existiendo plazo se debía dar la oportunidad de subsanar….
La Directora Martínez remite una nueva Solicitud de Aclaraciones, pero antes de recibir las respuestas de parte de la empresa comienza una licencia maternal en agosto de 2016 y la reemplaza el biólogo marino Carlos Robledo. Es a partir de este momento y durante la subrogancia de la Dirección Regional (DRS) cuando habría comenzado una supuesta intervención desde la Dirección Ejecutiva a través de Andrés León Riquelme jefe del SECI.
El biólogo marino Rodrigo Jorge, declara en su testimonio en el sumario que fue encargado y coordinador de la evaluación del proyecto Dominga desde su presentación en septiembre de 2013. “Luego ya no tuve manejo de la evaluación.” Y agrega: “Con León (jefe del SICE) cambió la relación… Perdí contacto fluido y directo con quienes me colaboraban desde 2013.” 
Otros evaluadores también mencionan que tras la licencia maternal de la Directora, se complica la relación con el nivel central. La abogada Karina Fuentes Santander declara “…siendo un proyecto que se evaluaba en la región y nosotros los conocedores del proyecto y sus implicancias con distintos actores, no se nos pidió opinión respecto de ese documento. … Se supone que la evaluación es técnica y no se le pidió opinión al técnico que llevaba el proyecto”.  La ingeniero civil químico Juvinka Mansilla, encargada de la Participación Ciudadana del proceso apunta también: Nos quitaron la evaluación del proyecto, no nos dieron razones de por qué no podíamos hacer observación (sic). Yo creo que el motivo era darle una oportunidad al titular de contestar lo que no contestó durante toda la evaluación”.
En el sumario se lee que el Director Regional Subrogante, el biólogo marino Oscar Robledo Burrows, admite que mientras estuvo a cargo en la provincia, desde Santiago “hubo interés manifiesto por informarse del proyecto en Dirección Ejecutiva y en canalizar a través de SECI toda la información. (…) Telefónicamente eran varias llamadas al día, a fin de reportar. Nosotros planteábamos una propuesta distinta. (…) El proyecto se evaluó acá, pero en ámbito de decisiones  última etapa, ello escapó a nuestro ámbito”.
EX MINISTRO NIEGA ACUSACIONES
Contactamos al el ex ministro de la cartera Pablo Badenier, titular durante este proceso, quien telefónicamente explica que no hubo intervención indebida.
“Existe hace mucho, y es igual en otros servicios, una unidad especial de apoyo a las regiones para la evaluación de proyecto complejos que requieren soporte técnico y administrativo. El trabajo de ese departamento es muy importante, sobre todo, -se explaya Badenier-  por la carencia de especialistas en regiones.”
Fuentes del Ministerio de Medio Ambiente de la época recuerdan que en el sumario se comprueba que el jefe del SECI, Andrés León, hizo una revisión general del proceso, descubriendo que se habían contabilizado 12 días de menos de trabajo y que también habría distribuido el trabajo de evaluación entre varios funcionarios a lo largo del país, para cumplir con el proceso: ”Si no apoyábamos a la región, en mi opinión, el proceso no habría terminado” declaró el jefe del SECI en el sumario: (…) El equipo regional a cargo estaba muy solo, el evaluador, la encargada de PAC (participación ciudadana), la abogada y el Director Regional. En la región trabajaron solo 4 personas”.
EL INFORME DE CONAF QUE QUEDÓ FUERA
En el informe final, en un capítulo redactado por la Dirección Jurídica del SEA en Santiago, se descartan las observaciones de la Corporación Nacional Forestal de la región.
La CONAF es la encargada de administrar y custodiar la Reserva Nacional Pingüinos de Humbolt, situada en un grupo de islas frente a las comunas de Freirina y la Higuera y pedía al titular considerar el impacto en el ecosistema de la Reserva, al norte del área de operaciones del puerto proyectado para Dominga.
Sin embargo, como se indica en el sumario, el examen de CONAF Coquimbo fue desechado en Santiago, argumentando que estaba fuera de su ámbito de competencia. En su declaración el jefe de SECI lo explica así “ En particular, el tema CONAF tuvo una tratamiento más jurídico. Y la jefa de Soporte a Evaluación y subrogante de la División Jurídica, la abogada María Loreto Grasset, confirma que “…se revisó a solicitud de Andrés León, jefe de SECI, en particular el capítulo relativo a la no consideración de las observaciones de CONAF… Fue muy rápido, considerando los plazos. No tuve comunicación con la región”.
En ese entonces este descarte fue alertado por la ONG OCEANA, interviniente en el proceso. Contactada por AhoraNoticias.cl Liesbeth van der Meer, Directora Ejecutiva de Oceana Chile aclara que “si se hubiesen considerado los argumentos de CONAF, el SEA debía recomendar el rechazo del proyecto. La omisión de las observaciones de la autoridad forestal permitió que el proyecto siguiera avanzando”.
Unos días después, CONAF Coquimbo defendió sus facultades e insistió en sus aprehensiones con el proyecto (oficio del 16 de febrero de 2017) para que fueran consideradas. La instrucción desde la Dirección Ejecutiva fue suprimirlas. Liesbeth van der Meer agrega: “Los reparos que hacía CONAF y el SEREMI de Agricultura al proyecto ponían de manifiesto sus debilidades técnicas, partiendo por no considerar la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt dentro del área de influencia del proyecto”. 
Las observaciones de CONAF resultaron fundamentales para que el Comité Regional Ministerial rechazara el proyecto el 9 de marzo de 2017. Para este reportaje, el ex intendente Claudio Ibañez confirmó que su voto en contra en buena medida se fundamentó en los informes de CONAF. ”…al contrario de lo que ocurrió con Cruz Grande, en que mi antecesora no consideró las observaciones de CONAF. (El proyecto Cruz Grande fue apoyado por la intendenta Hanne Utreras en 2015). Para mí, subraya Ibañez, los estudios de CONAF Coquimbo, complementados por información científica (en particular del CEAZA) me dieron una sólida fundamentación técnica que formó mi convicción sobre la necesidad de rechazar el proyecto Dominga de la manera como se presentó y resguardar la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt”.  Así, tras una primera evaluación favorable del Servicio de Evaluación Ambiental de Coquimbo, el proyecto Dominga fue rechazado en la Comisión Regional en marzo de 2017 y en agosto en el Comité de Ministros.
Ni el Ministerio de Medio Ambiente ni la nueva Dirección del SEA quisieron responder a las inquietudes de ésta investigación.  Ahora, el futuro del proyecto minero portuario está pendiente de la sentencia del Tribunal Ambiental de Antofagasta que acogió la apelación del titular Andes Iron sobre la base de ésa única y controvertida aprobación original.
Frente a la incertidumbre y en la expectativa del próximo fallo, la empresa dueña del proyecto también se disculpó de opinar sobre estas revelaciones del Sumario Dominga, por tratarse de un asunto interno del SEA, según indicaron a Ahoranoticias.cl.

Fuente: Ahoranoticias.cl

----------
SEA de Coquimbo acusa presiones desde Santiago para aprobar Dominga


El sumario interno reveló presiones desde Santiago para aprobar el proyecto además, se habrían omitido partes del informe final de Dominga para conseguir su aprobación, desde el SEA Coquimbo denunciaron estas irregularidades.
La organización ambiental Oceana, solicitó a través de Ley de Transparencia, el sumario interno que detalla la situación del proyecto Dominga. En el documento, evaluadores acusan al nivel central de intervenir en la evaluación del proyecto portuario.
 
“Nos quitaron la evaluación del proyecto, no nos dieron razones de por qué no podíamos hacer observación”, declaró la ingeniera civil química del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) de Coquimbo, Juvinka Mansilla, en el sumario administrativo que investigó las irregularidades denunciadas por los funcionarios del Servicio en la tramitación del proyecto de Andes Iron, que reveló un reportaje de Ahora Noticias.
Por ello, el reclamo de los trabajadores apunta a que  el nivel central elaboró un cuarto Informe Consolidado de Aclaraciones, Rectificaciones o Enmiendas (ICSARA) que no estaría en lo acordado con el SEA de Coquimbo. El estudio mencionado, es un documento que reúne las observaciones entregadas por los organismos públicos a un proyecto, las cuales deben ser respondidas por la empresa. Sin embargo, los funcionarios estimaron que un cuarto ICSARA fue una nueva instancia para Andes Iron, continuara arreglando las deficiencias del proyecto.
La ingeniera química manifestó que a su parecer “creo que el motivo era darle una oportunidad al titular de contestar lo que no se contestó durante la evaluación, y aun así, quedaron cosas en el aire”.
La realización de un cuarto estudio vendría de la mano con una instrucción emitida en Santiago, lo que sería una irregularidad en el proceso, lo que fue denunciado por la abogada del SEA de Coquimbo, Karina Fuentes. “En particular el ICSARA 4, donde se dispuso que no se podía editar en forma alguna. Ni siquiera se preguntó la opinión”, lo cual es complementado por el Director Regional (S), Óscar Robledo: “Respecto del ICSARA 4 me dijeron que había que publicar, que no había tiempo para conversar con el equipo. No supe quién lo elaboró”, sentenció.
Con ello además, se habría excluido los antecedentes presentados por Conaf, que figura como uno de las entidades en contra del proyecto, pero estos no serían las únicas irregularidades que afectarían el futuro del plan minero.
En la elaboración final del Informe Consolidado de Evaluación (ICE) -que expresa todos los detalles del plan como sus antecedentes, medidas de mitigación, reparación y compensación- el caso del proyecto de Andres Iron, el ICE recomendó aprobar sin que existieran informes suficientes para ello, según lo declararon los funcionarios del SEA de Coquimbo.
“Yo elaboré el ICE. Hay una parte final que dejé en blanco, relativa a las conclusiones y acerca de si las medidas son adecuadas o no. Eso se habría hecho en Santiago, junto con (el) capítulo temas CONAF. No sé quién elaboró esas partes”, afirmó la abogada del SEA.
Por su parte, la Directora Ejecutiva de Oceana Chile, Liesbeth van der Meer, argumentó que las declaraciones de los evaluadores son concluyentes. “Con estos antecedentes, quedan aún más en evidencia las irregularidades e inconsistencias de Dominga y la única instancia en la que Andes Iron recibió aprobación se encuentra totalmente viciada, lo cual justifica el doble rechazo que la Comisión de Evaluación Regional y el Comité de Ministros le dieron al proyecto”.
El actual estado de Dominga se encuentra a la espera de la sentencia del Primer Tribunal Ambiental de Antofagasta, donde el titular Andes Iron interpuso una reclamación alegando que el rechazo fue ilegal y basado en razones políticas, dado que el ICE recomendaba su aprobación. Esta justificación, sin embargo, queda ahora en entredicho al conocerse las declaraciones de los funcionarios del SEA de Coquimbo.

Fuente: ecosistemas.cl

Entradas populares de este blog

Vienen por nuestro litio con la excusa del auto eléctrico y la defensa del ambiente

Patagonia Argentina: Las represas en el Río Santa Cruz amenazan al Glaciar Perito Moreno

Animales desesperados ante la peor sequía de Australia