Perú: Empresa minera renunció a la explotación de la Montaña Arcoiris

Vinicunca, también conocida como la Montaña de Siete Colores, fue concedida con fines mineros en marzo pasado a una empresa canadiense que recientemente renunció a la concesión

Luis Ángel Yáñezj

El presidente peruano, Martín Vizcarra, aseguró que la minera Minquest Perú, propiedad de la empresa canadiense Camino Minerals, habría renunciado a la concesión minera que se le había otorgado para explotar la famosa y turística Montaña de Siete Colores, ubicada en la región andina de Cuzco, al sur del país.
“La Montaña de Siete Colores, una importante área natural de conservación, será preservada en salvaguarda de la integridad, tanto del desarrollo cultural y turístico del área, como ícono representativo y cultural del Perú”, escribió Vizcarra en su cuenta en Twitter.
Según reseñan medios peruanos, la Montaña Arcoíris, cuyo nombre oficial es Vinicunca, fue concedida con fines mineros por el Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico. Sin embargo, el Gobierno regional del Cuzco aseguró que la empresa Minquest renunció a la concesión minera en mayo.
El Gobierno regional sostiene que ahora le corresponde al Ministerio de Energía y Minas emitir los documentos que confirmen que la famosa montaña de siete colores quedó fuera de la concesión y es parte del Área de Conservación Regional (ACR) de Ausangate, según informó la agencia estatal de noticias Andina.
Empresa reculó
La Montaña Arcoiris regala un espectacular paisaje para sus habitantes y turistas. Foto: Web

El jefe de Estado peruano aseveró que es deber de su Gobierno “salvaguardar y proteger una bellísima creación de la naturaleza”, Patrimonio Cultural de la Humanidad. La anterior administración de Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) había aprobado una concesión minera en esta área natural de conservación regional.
La montaña está en mitad de la concesión minera denominada ‘Red beds 2’, que abarca una superficie de 400 hectáreas entre los municipios de Cusipata y Pitumarca, en la sureña región andina de Cuzco, denunció la organización no gubernamental Cooperacción.



La concesión fue otorgada —según datos porporcionados por la ONG— el pasado 16 de marzo, por el Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico, mediante una Resolución de Presidencia a Minquest Perú, propiedad de la empresa canadiense Camino Minerals.
Centro religioso y cultural
El cerro Vinicunca se encuentra en el camino al Ausangate, la montaña sagrada de Cuzco, antigua capital del imperio incaico, y centro del Qoyllurit’i, la mayor peregrinación religiosa de Perú, reconocida por la Unesco desde 2011 como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.
La montaña, situada a unos 5.200 metros de altitud sobre el nivel del mar en la cordillera de Vilcanota, debe el contraste de sus llamativos colores en franjas turquesas, doradas y fucsias, entre otros; a la oxidación de la alta concentración de metales que contiene.

Leer en: https://www.elciudadano.cl/medio-ambiente/empresa-renuncio-explotacion-montana-arcoiris/06/21/#ixzz5JAFsE9aM

Entradas populares de este blog

Vienen por nuestro litio con la excusa del auto eléctrico y la defensa del ambiente

Patagonia Argentina: Las represas en el Río Santa Cruz amenazan al Glaciar Perito Moreno

La enorme 'huella ecológica' de 163 millones de perros y gatos en EEUU