La empresa Trafigura multada con un millón de euros por exportar desechos peligrosos a Costa de Marfil





Un tribunal holandés ha condenado a una de las compañías exportadoras de materias primas más grande del mundo, Trafigura, a pagar un millón de euros de multa por haber exportado desechos tóxicos a Costa de Marfil y haber ocultado su peligrosidad. El juez también ha condenado a prisión suspendida a un empleado de Trafigura por su papel en el escándalo y al capitán ucraniano del buque que transportaba los residuos.
El juez del caso declaró que Trafigura debía ser multada porque así lo prevén las regulaciones europeas sobre residuos tóxicos, que "expresamente prohíben la exportación de residuos al Tercer Mundo y los daños al medio ambiente".
Por desgracia, se trata de un nuevo capítulo en una triste historia. En septiembre del año pasado, Trafigura dijo haber alcanzado un acuerdo con 31 mil personas en Costa de Marfil, las cuales declararon haber enfermado a causa de los residuos tóxicos que esta compañía había desechado alrededor de la antigua capital y ciudad más grande del país, Abidjan.
Sin embargo, poco después trascendió que Trafigura había depositado el dinero en un banco de Abidjan, listo para ser entregado a cada una de las 30 mil victimas. Pero la suma fue congelada de forma súbita por el fiscal local, según denuncia Martyn Day, representante del grupo de abogados que ganó la demanda a favor de las víctimas.
En agosto de 2006, Trafigura fletó el carguero panameño 'Probo Koala' para deshacerse de los residuos. Como no pudo hacerlo en el puerto de Amsterdam, donde estaba atracado, el barco se trasladó a Costa de Marfil, donde abandonó los residuos en un basurero al aire libre en Abiyán. El resultado fue un vertido tóxico que causó 15 muertos y alrededor de 100.000 personas contaminadas.
De acuerdo con Le Nouvel Observateur, hace cuatro años, el carguero había comenzado a descargar los residuos de productos derivados del petróleo transportados por los barcos a una de sus cisternas en Ámsterdam cuando la actividad se detuvo debido a una disputa sobre el costo del tratamiento.
La investigación sobre la composición de esos residuos no se completó pero el barco recibió el permiso para partir. Trafigura había pagado a la empresa Tommy de Abidjan para deshacerse de los residuos. En la noche del 17 de agosto 2006, los camiones habían vertido de residuos en secreto en 17 sitios de la ciudad.
   A finales de 2008, un tribunal de Costa de Marfil condenó a 20 años al director de la compañía que empleó los camiones para distribuir los residuos, Salomon Ugborugboy, y a cinco años al agente marítimo marfileño Desire Kouao por "complicidad".
   Ningún representante de Trafigura fue acusado en el juicio. La empresa acordó una compensación de 200 millones de dólares con el Gobierno de Costa de Marfil, que la eximió de los procedimientos legales. La compañía niega cualquier responsabilidad en las muertes y enfermedades sufridas por los habitantes de Abiyán después del vertido


Vía | tempsreel.nouvelobs.com
Fotografía | Abdallahh

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento

La humanidad tiene una oportunidad: La restauración masiva de bosques