PARA LOS CHINOS NO HAY COMO RÍO NEGRO





Oscar Lascano experto de la Estación Experimental Agropecuaria del Valle Inferior del Río Negro (INTA), se manifestó en contra de la idea de que cualquier proyecto de cultivo sojero o de una única especie agrícola pueda ser la llave del desarrollo regional, tal como las autoridades de Río Negro han señalado a la hora de “promover” su acuerdo de venta de tierras fiscales a una empresa china para que produzca soja. El jueves pasado, técnicos del INTA de esta estación experimental expusieron sus reparos ante funcionarios provinciales y autoridades de entidades intermedias y cuestionaron abiertamente los acuerdos del Poder Ejecutivo provincial con la empresa china Heilongjang Beidahuang State Farm Business.
Además Río Negro otorgaría una serie de facilidades, entre las que se encuentra la concesión del puerto de San Antonio Este por 50 años. 
Lascano resaltó que “lo opuesto” a ese proyecto alternativo que plantearon “es desarrollar un valle o varios valles, como se piensa, con proyectos sojeros tratando de producir commodities en competencia con la pampa húmeda”.
El experto describió a la empresa china como un “monstruo” que impondrá las condiciones de comercialización y “negociaría en condiciones inequitativas”. En el documento elaborado por el INTA, los técnicos manifestaron que “es técnicamente inviable” desarrollar áreas irrigadas “a través de un modelo de monocultivo basado en la soja o en cualquier otro producto a gran escala”. 
El cuestionado acuerdo sojero firmado el año pasado con la mayor productora de alimentos de China generó una fuerte polémica en Río negro. El pacto le otorga a la estatal Heilongjiang Farms la concesión por hasta 50 años de 320 mil hectáreas en el valle inferior de Río Negro. Por sólo U$S 1500 millones de inversión, los chinos plantarán soja, colza y otros cultivos, con la particularidad de que no pagarán un solo peso de impuestos y tasas, a pesar del daño al suelo que generan.

-----------------------------------------------------------------------------------





El ministro de la Producción de Río Negro, Juan Accatino, aseguró que “las críticas son erróneas y que el acuerdo no necesita ningún tipo de autorización de la Legislatura para llevarse a cabo”, y garantizó “que nunca le entregamos ni vendimos ni un metro de tierra fiscal a extranjeros”.
Sin embargo para el constitucionalista Eduardo Barcesat y la diputada del FPV, Silvia Horne, el convenio con los chinos es inconstitucional. “Están equivocados, el acuerdo es entre un Estado y una empresa china, y eso no está prohibido”, dijo Accatino. 
La cesión de 320 mil hectáreas firmado por el gobierno del radical Miguel Saiz y la estatal china Heilongjiang Farms es motivo de variados conflictos. Según el funcionario Heilongjiang Farms invertirá U$S 1500 millones para plantar en la zona del valle inferior provincial soja y otros cultivos como colza. 
Accatino se comprometió a “hacer los estudios de impacto ambiental una vez que el proyecto desembarque en la provincia, y si salen mal, no se hará el convenio que se firmó con los chinos”. Es que tanto organizaciones ambientalistas como diputados provinciales están seguros que el uso de pesticidas y agroquímicos para asegurar el cultivo de soja generará un daño irreversible a tierras y cursos de agua.

medioymedio.com

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Fiebre de Oro amenazan el Parque Patagonia en Chile:Minera Australiana Equus Mining pone en riesgo patrimonio geológico y arqueológico en Aysen

Animales desesperados ante la peor sequía de Australia