A ZAPATERO LE PIDEN QUE CABECEÉ






Si hay algo que no le falta a Zapatero son problemas. Pero además de los locales le suman los internacionales. Distintas organizaciones sociales,    Ecologistas en Acción, Observatorio de la Deuda en la Globalización y Salva la Selva han remitido en el día de hoy a las autoridades españolas un manifiesto firmado por 175 organizaciones de la sociedad civil y más de 5000 personas pidiendo al Estado Español que contribuya política y económicamente con la iniciativa Yasuni-ITT.
Coincidiendo con la negociación del Marco de Asociación Ecuador-España, las organizaciones sociales plantean que no se extraiga petróleo existente en el subsuelo del amazónico Parque Nacional Yasuní, uno de los lugares con mayor biodiversidad del planeta, a cambio de una compensación económica con la que invertir en el desarrollo de las energías renovables en el país andino y en proyectos sociales. La iniciativa, promovida por el Gobierno de la República del Ecuador, plantea no extraer el petróleo y que además se los compense por eso. El que pagaría la fiesta sería para las organizaciones el estado español.
El Manifiesto de apoyo a la Iniciativa Yasuní-ITT que se envió al Gobierno español, ha sido firmado por 175 organizaciones europeas y latinoamericanas de solidaridad, cooperación al desarrollo o ecologistas, de las cuales alrededor del 40 % pertenecen al Estado español.

El Manifiesto destaca la importancia de la iniciativa ITT-Yasuní en las acciones internacionales de lucha frente al cambio climático. Ante la situación de parálisis internacional que se ha instaurado tras la Cumbre de Copenhague, son de vital importancia iniciativas concretas, como la Iniciativa Yasuní-ITT, que marquen la ruta de salida a los escenarios de crisis climática, ecológica y energética. Aunque este tipo de actuaciones no resolverá por sí sola la crisis global, sí servirá para orientar a la comunidad internacional hacia el único enfoque correcto: una sociedad y economía post-petroleras, por la senda de la reducción de la extracción y quema de petróleo, especialmente en zonas del planeta social y ambientalmente frágiles.

El envío coincide con la negociación del Marco de Asociación Ecuador-España, documento que regirá la cooperación española con Ecuador durante los próximos años, y en el que debe quedar recogida la contribución española a la Iniciativa ITT-Yasuní. De acuerdo con las organizaciones promotoras del Manifiesto, urge comprometerse y hacer oficial la contribución del Estado español, ya que el Gobierno ecuatoriano amenaza con extraer el petróleo del Yasuni si no obtienen los recursos solicitados a la comunidad internacional. 
Por si fuera poco para Zapatero además en caso de que España pague las organizaciones señalan que en ningún caso las contribuciones de los estados donantes deben proponerse como Mecanismo de Desarrollo Limpio (bonos de carbono), ni como Ayuda al Desarrollo, ni deben tampoco servir para generar nueva deuda externa. Así mismo, las organizaciones firmantes rechazan que estas aportaciones puedan provenir de canjes de deuda ya contraída sin haber distinguido previamente la parte legítima de la ilegítima; o vincularse a la negociación de ningún tratado de libre comercio Dichas organizaciones consideran que una posibilidad interesante sería que los fondos provinieran de la reducción de actividades o la suspensión de proyectos que tradicionalmente han consumido importantes recursos energéticos fósiles. De esta manera, las sociedades que apoyen la iniciativa Yasuní se convertirían de manera real, en precursoras de la nueva era post-petrolera. Todo bien pero poco probable.  

Fuente: medioymedio.com

Entradas populares de este blog

Cómo el Ser Humano destruye el Planeta

El calentamiento global y las montañas

¿Cuánto tiempo nos queda? El informe de la ONU en 60 segundos