El glifosato ‘incendia’ Europa

Organizaciones ecologistas y medioambientales han tachado de "lamentable" la decisión tomada este lunes, 27 de noviembre, por parte de la UE de renovar la licencia del herbicida glifosato durante un periodo de cinco años, hasta diciembre de 2022.
 
El responsable de Agricultura de Greenpeace-España, Luis Ferreirim, ha afirmado en declaraciones a Europa Press que es "lamentable" que los países que integran la UE "no hayan hecho su trabajo y hayan traicionado la confianza" que los ciudadanos depositan en ellos. Según Ferreirim, la UE ha optado por "ignorar las advertencias de los científicos", que alertaban de la peligrosidad para los humanos de este herbicida.
Amigos de la Tierra también lamenta esta decisión. "Lamentamos que Europa al final se haya decantado por renovar --la licencia--, aunque sea por solo cinco años", ha indicado en declaraciones a Europa Press la responsable de Agricultura y Alimentación de la asociación, Blanca Ruibal, que afirma que este lustro es para la entidad "cinco años perdidos". Ruibal ha destacado la "transición irremediable" que se producirá en la agricultura de producir usando cada vez menos pesticidas y menos químicos.
España ha sido uno de los Estados que ha votado a favor de la renovación, lo que, a juicio de Ferreirim, significa que "España se ha puesto de lado de los intereses de las grandes corporaciones frente a la salud pública y al medio ambiente", así como que la ciudadanía "no puede confiar" en el Gobierno.
Por su parte, Equo ha calificado en un comunicado de "mala noticia" la renovación de la licencia del glifosato en la UE, pero espera que esta renovación sea la última. "Esperamos que esta decisión sea la última prórroga para el glifosato y que con ella comience el final de este herbicida --declara el portavoz adjunto de la comisión de medioambiente y coportavoz de Equo, Juantxo López de Uralde--. Su eliminación no debe tener ya marcha atrás, porque es urgente que el glifosato desaparezca de nuestras vidas, por el riesgo tóxico que supone".
 tóxico que supone".

Imagen: Antonio Rodriguez
--------------------------
Glifosato
Hubo 18 países a favor, nueve votaron en contra y uno se abstuvo. Así la Unión Europea aprobó ayer por cinco años la licencia para el polémico herbicida glifosato, aunque su utilización se irá retirando progresivamente. Durante tres meses las autoridades europeas han discutido si el pesticida más usado en el mundo puede resultar cancerígeno. A contramano de este proceso, el secretario argentino de Medio Ambiente, Sergio Bergman, ya anunció que reducirá de mil metros a sólo cien metros de zonas pobladas la distancia donde se podrá fumigar con glifosato.
----------------------------
Glifosato, la ‘pesadilla’ del medio ambiente


“El glifosato, ingrediente clave del herbicida más vendido del mundo, ha obtenido una victoria: podrá seguir vendiéndose y aplicándose en la UE, por cinco años más. Se cierra así un ciclo de discusiones, que duró caso dos años y que ha dejado a los ecologistas y medioambientalistas, un amargo sabor de boca.”
La licencia del herbicida vencía en algo más de tres semanas. Eso implicaba que el RoundUp de Monsanto desaparecería de las tiendas y que, podría haber disturbios entre los agricultores, que estaban a favor de su empleo.
Ayer, lunes 27 de noviembre, el Comité de Apelaciones de la Unión Europea votó a favor de la renovación de la licencia del Glifosato, contra el pedido de más de 1.3 millones de ciudadanos europeos, que la semana pasada presentaron sus firmas, solicitando su prohibición definitiva.
La IARC, que es la Agencia contra el Cáncer de la ONU (Naciones Unidas) sostiene desde 2015, que para los seres humanos el glifosato es un “probablemente cancerígeno”. Monsanto, la agencia Efsa y otras organizaciones internacionales, insisten en que el producto es seguro e inocuo. 
 
Posiciones encontradas
Por parte del ala conservadora de la UE, el hecho de que solo se haya conseguido una prórroga de 5 años, se considera un “acto malvado” contra los agricultores, que los sumerge en la incertidumbre de no saber qué pasara en apenas un lustro, con una sustancia de la que dependen.
Si bien la solicitud original pretendía que la licencia del glifosato fuese renovada por 15 años, el hecho de que, aunque sea por la tercera parte del tiempo, se permita que Europa sea fumigada con Glifosato, es una mala noticia, para el Medio Ambiente y la salud de los europeos, según el Partido Verde y los detractores de dicho producto.
Franziska Achterberg, directora de política alimentaria de Greenpeace en la UE, sostiene que, las personas a las que los europeos han designado (los eurodiputados), para protegerlos contra plaguicidas peligrosos, no han sabido hacer bien su trabajo, por lo que la confianza depositada en ellos ha sido traicionada.
El Partido Verde habla de un día “oscuro”, tanto para los consumidores y los agricultores responsables, como para el Medio Ambiente de todo el continente, puesto que, cada vez que se realizan pruebas rutinarias sobre alimentos, muestras de suelos, agua y orina humana, se hallan rastros de Glifosato, en cantidades superiores a las consideradas “seguras”.
Chris Portier, uno de los asesores de la IARC, que participó activamente en la toma de decisiones del ente respecto al Glifosato y que fue acusado por Monsanto de varios delitos (ver: Glifosato: defenestraciones, sobornos e indecisión), cree que la renovación actual, tiene una base científica completamente falsa.
También recordó que, solo en los EEUU existen mas de 280 demandas contra la empresa Monsanto, de personas que padecen linfoma no Hodgkin (un tipo de cáncer que afecta al sistema linfático) y que acusan al Glifosato de ser la causa de su enfermedad.

¿Qué pasará?

 
Uno de los graves problemas a futuro, es que el Glifosato se ha convertido en un importante pilar para las técnicas agrícolas modernas; de hecho, muchos sindicatos de agricultores lo consideran “ambientalmente amistoso” y creen firmemente, que su aplicación no representa ningún peligro para ningún ser vivo (excepto para las “malas hierbas”).
Dentro de dos años la lucha comenzará de nuevo, puesto que se tendrá que revisar si esta licencia se vuelve a renovar o si finalmente se prohíbe el empleo del Glifosato de forma terminante, en todo el continente europeo.


Enviado por: ECOticias.com / Red / Agencias

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Fiebre de Oro amenazan el Parque Patagonia en Chile:Minera Australiana Equus Mining pone en riesgo patrimonio geológico y arqueológico en Aysen

Animales desesperados ante la peor sequía de Australia