lunes, 30 de noviembre de 2015

2015, el año más caluroso... hasta 2016



En vísperas de la COP21, un informe de la agencia del clima de Naciones Unidas

EcoWatch

La Organización Meteorológica Mundial (WMO, por sus siglas en inglés) ha anunciado el 25/11/15 que es probable que 20l5 encabece el registro de los años más calurosos en las mediciones modernas, en la cual el quinquenio 2011-2015 es el más tórrido jamás registrado.

Cuando aún falta agregar dos meses completos, la temperatura media mundial en superficie entre enero y octubre de este año ha sido 0,73 ºC por encima de la media del periodo 1961-1990. Esta medición ya pone a 2015 bien por arriba de 2014, cuando la temperatura media global superó en 0,57 ºC el promedio 1961-1990.
El anuncio de hoy se ha hecho coincidir con el inicio de la COP21 en París, donde los gobernantes del mundo se reunirán el lunes para comenzar a discutir para llegar a un acuerdo de reducción de las emisiones globales de gases de efecto invernadero.
Hito ‘importante’
Esta noticia, dicha de otro modo, nos dice que probablemente la temperatura global de 2015 supere el listón “simbólico e importante” de un grado centígrado por encima del nivel de la era preindustrial, dice la WMO.
Este anuncio sigue al reciente de la Oficina Meteorológica de que se espera que en 2015 la temperatura en la base global de datos HatCrut4 –una de los tres utilizadas por la WMO­– supere la marca de 1 ºC. Acerca de esto, el doctor Ed Hawkins, de la Universidad de Reading dijo: “En este registro de 1 ºC, aproximadamente el 95 por ciento se debe a la actividad humana. Es probable que los ciclos naturales del sistema climático, entre ellos El Niño, la actividad solar y las variaciones naturales, sean responsables del resto del calentamiento”.
A principios de este mes, la WOM señaló que los gases invernadero en la atmósfera habían alcanzado un nuevo record, con un aumento de la concentración en el hemisferio norte de 400 ppm.
Impacto mundial
El calentamiento global de los océanos medido en los 700 metros debajo de la superficie y a 2.000 metros de profundidad alcanzó cifras record en los primeros nueve meses de 2015, dijo la WMO. El promedio global a nivel del mar en la primera mitad del año ha sido el más alto desde que empezaron los registros satelitales en 1993.
La mayor parte de los lugares en tierra –aunque no todos– experimentaron temperaturas más altas que la media entre enero y octubre de 2015. Sin embargo, Hawkins no cree que este año haya un record en Gran Bretaña: “Aunque en el Reino Unido, 2015 no rompa el record del año más caluroso (2014), sabemos que en lapsos más prolongados el calentamiento en este país es un 20 por ciento más rápido que el del promedio global. Las zonas de tierra se calientan más de prisa que los mares; esto significa que muchas regiones de tierra en todo el mundo, donde vive la mayor parte de la población, han superado el umbral de 1 ºC hace algunos años y continúan calentándose con más rapidez que el promedio global”.
Las altas temperaturas registradas en 2015 agravaron muchos fenómenos climáticos extremos, señala el informe de hoy. Europa ha sido afectada por olas de calor. El norte de África y Oriente Medio, en la primavera y el verano de 2015, y muchos otros lugares sufrieron intensas lluvias. El secretario general de la WMO Michel Jarraud dijo hoy en una entrevista radial: “El estado en que se encuentra el clima mundial en 2015 es un hito histórico por varias razones... Es probable que el de este año sea un registro record en cuanto al calentamiento desde que se empezaron a registrar las mediciones de temperatura. Es posible que se supere el umbral de 1 ºC... Esta es una muy mala noticia para el planeta”.
Para contextualizar mejor el estado del clima, la WMO compiló los datos promedio de cinco años, en lugar de tener en cuenta los anuales. El informe de hoy indica que el quinquenio 2011-2015 ha sido el más caluroso de los registrados, con un promedio de 0,57 ºC por encima de la línea de referencia correspondiente a 1961-1990. Además, con el fenómeno de El Niño alcanzando su pico alrededor del cambio de año, es muy probable que esto continúe durante 2016, dice la WMO.
Fuera del margen de error
El año pasado, la diferencia entre las temperaturas globales 2013 y 2014 estuvo por debajo del nivel de certeza con el que los científicos pueden hacer mediciones, que está en el orden de la décima de grado centígrado. Esto hizo que la WMO describiera 2014 como el año “nominalmente” más cálido registrado, con la advertencia de que podría no ser absolutamente cierto cuál de los últimos años ha sido el más caluroso.
Este año, el cuadro es mucho más claro. La diferencia entre la mejor estimación para 2015 y el pasado es de 0,16 ºC, considerablemente mayor que el margen de error de una décima de grado.
Si bien esto no responde al desafío planteado por algunas comunicaciones del año pasado en cuanto a cuál había sido el año más caluroso, lo cierto es que resulta más revelador observar el cuadro en el largo plazo, dice el profesor Tim Osborne, de la Universidad de East Anglia. Él le ha dicho a Carbon Brief: “Por supuesto, los registros hechos año a año son útiles por varias razones, pero no sirven para mostrar el calentamiento en el largo plazo. Cualquier año de un siglo podría ser cinco centésimas de grado centígrado más cálido que el año anterior. Con un margen de incertidumbre de +/– 0,10 ºC, ningún año estaría fuera del intervalo de confianza del año anterior; aun así después de 100 años podríamos tener un calentamiento de 5 ºC”.
La reunión cumbre de París que empieza hoy marcará el final de un año excepcional, dice David Reay, profesor de ‘Manejo del carbono’ en la Universidad de Edimburgo. Reay dice: “En los últimos años, los records climáticos se han roto con tanta frecuencia que resulta fácil no tener en cuenta lo importante que ha sido 2015. Los libros de historia dejarán asentado en sus relatos la superación de los umbrales de dióxido de carbono y temperaturas extremas. Si el capítulo final de 2015 incluirá o no una nota al pie más positiva depende ahora de París”.
Y antes de que el lunes se abran las puertas de la sala de conferencias en París, ha dejado un mensaje muy claro para los negociadores: “La emisiones de gases de efecto invernadero, que provocan el cambio climático, pueden controlarse. Tenemos el conocimiento y las herramientas para actuar. Nosotros tenemos la posibilidad de elegir. Las generaciones futuras no la tendrán”.

Gráficos: Temperaturas globales medias comparadas con el periodo 1961-1990, basadas en los tres principales bases de datos de temperatura global (HadCrut4, NASA GisTEMP y NOAA).
Las barras rojas muestran El Niño del año, las azules corresponden a La Niña y las grises son neutrales. Margen de error: 0,1 ºC. Imagen de la WMO.
Anomalías en las temperaturas medias globales medidas en superficie en comparación con las medias del periodo 1961-1990,
Imagen de Carbon Brief, usando valores medios extraídos de las bases de datos de temperaturas medias globales de HadCRUT4, NASA GisTEMP y NOAA.