viernes, 27 de noviembre de 2015

¿Cuál es el impacto ambiental de los televisores?


WWF alerta de que cada año se venden en todo el mundo unos 220 millones de televisiones, lo que supone la emisión a la atmósfera de 200MtonCO2eq. Además, la fabricación de las televisiones requiere el consumo de importantes cantidades de materias primas, como metales, la fabricación de plástico y de cristales y el consumo de energía.
WWF destaca que apenas se recicla el 13% de las más de 50 millones de toneladas de residuos electrónicos que se generan cada año. El estudio “TV-Off: el futuro del planeta en tus manos” revela que en los próximos 20 años, las emisiones de CO2 producidas por el uso de los equipos electrónicos se triplicarán si continúa el consumo actual, que ya está en los 9,5 millones de equipos electrónicos al día en el mundo.
Para WWF, todas estas cifras de uso de la televisión y de su impacto sobre el medio ambiente ponen de relieve la necesidad de reducción de la huella ecológica de la humanidad y la creación de un nuevo modelo de economía circular donde se minimicen las afluencias del sistema y los residuos se reciclen y se reutilicen, minimizando así nuestro impacto sobre el planeta. Por supuesto, en este nuevo modelo es imprescindible la democratización de los recursos energéticos con la producción de energía limpia y renovable in situ, que es clave para la minimización del factor más grave de la huella ecológica que es la huella de carbono, un factor responsable para el calentamiento global que conduce al cambio climático.
WWF llama a todos los ciudadanos a aportar nuestro grano de arena para ayudar a frenar esta amenaza mundial. Por ejemplo, pequeños gestos como utilizar nuestros aparatos hasta el fin de su vida útil, elegir siempre televisiones eficientes A+++ y con pantallas LED o adaptar el tamaño de la pantalla al espacio disponible en cada casa pueden ayudar mucho. Otra de las recomendaciones de WWF para reducir el impacto de los equipos eléctricos y electrónicos sobre el planeta es eliminar el consumo ‘fantasma’ o standby, que además es el responsable del 11% de la factura eléctrica anual de un hogar español.
Toda esta información se puede encontrar en la página web www.eurotopten.es, que es una iniciativa Europea que cuenta con la colaboración de la Comisión Europea y la participación de 18 países, con similares páginas nacionales. El objetivo es crear una tendencia hacia un mercado de aparatos más eficientes y ofrecer al consumidor la información necesaria para concienciarle sobre su uso racional y eficiente. Los criterios que se utilizan en Topten están  basados en los análisis y pruebas realizadas por instituciones independientes, etiquetas internacionales, como Energy Star, y declaraciones estándar de los fabricantes, como por ejemplo las directivas comunitarias sobre electrodomésticos.
 Intenta ver este video en www.youtube.com o habilita JavaScript en caso de que no lo tengas habilitado tu navegador.
Ecoportal.net