Ghana: Newmont Mining Corp. hace peligrar el Bosque Ajenjua Bepo y las comunidades vecinas


La compañía estadounidense Newmont Mining Corporation, una de las mayores productoras de oro del mundo, planea ubicar una mina de oro a cielo abierto dentro de la Reserva del Bosque Ajenjua Bepo, en el Distrito Birim North de la región oriental de Ghana.
La organización “No Dirty Gold” (No al oro sucio) informa que la mina proyectada ocuparía una superficie de 1,65 millas (2,6 km) de largo por media milla (0,8 km) de ancho, y crearía montañas de desechos de 60-100 metros de altura. La mina destruiría unos 183 acres (74 ha) del bosque de la reserva.
La minería es una actividad a corto plazo que tiene efectos a largo plazo; cuando se realiza en zonas boscosas, es un factor de destrucción y de degradación del bosque desde la fase de prospección (cuando se abren los caminos de acceso, se construyen campamentos y demás instalaciones y se efectúan tareas geofísicas) hasta la fase de explotación, donde se elimina gran cantidad de vegetación, con lo cual se afecta no sólo el hábitat de cientos de especies sino el mantenimiento de un flujo constante de agua desde el bosque hacia otros ecosistemas y centros urbanos.
Se genera un vertedero de material ácido tóxico que se perpetúa por sí mismo y que puede durar cientos o incluso miles de años. Además, se separan se desprenden pequeñas partículas de metales pesados y el viento las dispersa, de modo que aterrizan en el suelo o en los lechos de los cursos de agua, donde se integran lentamente a los tejidos de organismos vivos, como los peces.
El agua se ve afectada en muchas formas: por la erosión y la sedimentación que resultan de la excavación, por el drenado de materiales ácidos que la contaminan, por la destrucción del bosque que altera el régimen de lluvias.
El bosque Ajenjua Bepo es de importancia crítica para varias comunidades vecinas, que temen que el proyecto las desplace o arruine los cultivos de los cuales dependen. Según No Dirty Gold, los grupos comunitarios de la zona, “entre los que se cuenta la Asociación de Agricultores Afectados de New Abriem, han protestado contra el plan minero de Newmont y contra la compensación insuficiente que les fuera ofrecida a cambio de arruinar sus tierras y medios de vida. Reunieron más de 200 firmas para una petición dirigida al gobierno del país. ‘Hemos pasado noches en vela pensando en el trauma de la reubicación, la pérdida de tierras agrícolas y de ingresos, las nuevas enfermedades y, en particular, el recrudecimiento de los casos de malaria como resultado de los pozos abiertos y de los charcos de agua estancada en las zanjas que Newmont Ghana Gold Limited abrirá en la zona’, dijo Akosua Nsia de la comunidad Yayaaso, una de las que se encuentran directamente en la zona que impactará la mina”. (1)
El apoyo internacional llegó bajo la forma de más de 6.000 firmas provenientes de más de 50 países del mundo entero; en la petición, “se insta al gobierno de Ghana a no dejarse convencer por ninguna empresa minera que pida permiso para excavar minas en el Bosque Ajenua Bepo ni en ningún otro bosque del país”. (2)
Los firmantes denuncian que, si se permite la excavación mnera en el Bosque Ajenua Bepo, más de mil personas serán desalojadas de sus hogares y al menos 8.000 perderán sus tierras. “La información disponible sobre los impactos probables indica que la mina tendrá graves consecuencias para la biodiversidad, la cubierta boscosa, la calidad del agua y las comunidades. Más de un cuarto del bosque de la Reserva será destruido, así como el hábitat de muchas especies vulnerables y amenazadas, y los desechos y productos químicos tóxicos pondrán en peligro el aprovisionamiento de agua. Miles de personas e importantes sitios culturales serán desplazados”.
Este proyecto minero llega luego de que la Comisión de Derechos Humanos y Justicia Administrativa de Ghana (CHRAJ) expusiera un sombrío panorama sobre los impactos de las minas en un informe que aporta evidencias de “violaciones generalizadas de los derechos humanos de miembros de las comunidades y de los derechos colectivos de las comunidades” y de “contaminación generalizada de las fuentes de agua de las comunidades, privación y pérdida de medios de subsistencia”. (3)
(1) Akyem Proposed Mine, Ghana, No Dirty Gold, http://www.nodirtygold.org/ghanaakyem.cfm.
(2) Ghana: 6,000 Signatures Against Mining Concession, Selorm Amevor, Public Agenda, http://www.ghanaweb.com/public_agenda/article.php?ID=11743.
(3) The State of Human Rights in Mining Communities in Ghana, http://www.nodirtygold.org/HumanRightsInGhanaMiningCommunities.pdf.
Fuente Boletin 135 del WRM Movimiento Mundial por los Bosques
Foto: nodirtygold.org

Entradas populares de este blog

Indígenas estadounidenses protestan en Washington contra gobierno de Trump

Patagonia Chilena: Mañana se estrena documental sobre polémica hidroeléctrica en Cochamó.

Ecofeminismo: “El patriarcado destruirá el planeta si no lo frenamos”