Piden expropiar una estancia para convertirla en un parque nacional



SON 250 MIL HECTÁREAS DE BOSQUES, ENTRE LAS PROVINCIAS DE CHACO Y FORMOSA



La Fidelidad perteneció a Bunge & Born y hoy está en litigio judicial. Su último propietario fue asesinado en enero, sin dejar herederos. Según las ONG que impulsan la iniciativa, es “el segundo ecosistema después del Amazonas”.
 
Un grupo de organizaciones no gubernamentales lanzó una campaña para que el gobierno nacional se apropie de la estancia La Fidelidad, que ocupa unas 250 mil hectáreas en Chaco y Formosa, y establezca un parque nacional, porque allí está “el segundo ecosistema después del Amazonas”. El predio está en medio de un litigio judicial, porque el último propietario fue asesinado el verano pasado en circunstancias aún impunes y no se comprobó que tuviera herederos.
Banco de Bosques, CEIBA, Conservación Argentina, las fundaciones Ambiente y Recursos Naturales, Gran Chaco, Pro Yunga, Vida Silvestre, Para el Desarrollo en Justicia y Paz y REDES Chaco, entre otras ONG, alertaron que el lugar “está en serio riesgo por la explotación forestal irracional y los desmontes devastadores”, por lo que “es urgente salvar al bosque nativo más grande de la Argentina, para asegurar que las futuras generaciones hereden la riqueza y la belleza del ecosistema del Bosque Chaqueño, hoy en vías de desaparecer”.
Según explicó a Tiempo Argentino, Emiliano Ezcurra, director del Banco de Bosques, la estancia perteneció alguna vez al holding Bunge & Born hasta que fue adquirida por los hermanos italianos Roseo. Uno murió y el otro, de nombre Manuel, asesinado en enero de este año, no tiene herederos reconocidos. “Es una oportunidad única –agregó Ezcurra– porque sería la segunda vez desde el Nahuel Huapi que se crea un parque biprovincial”, además de que “atraerá a miles de visitantes argentinos y del mundo entero y generará oportunidades de empleo para la población local, tal como ocurre en otros sitios del país”.
“De milagro”, apuntó el especialista, el lugar se preservó y evitó ser arrasado por el avance del monocultivo hasta ser hoy, de acuerdo a Ezcurra, “el Edén del norte argentino”, porque en él vive “todo el abanico de especies, una especie de Arca de Noé del ecosistema, donde hay especies que desaparecieron”. “Hay que moverse rápido por la posibilidad de que las mafias saqueen el bosque”, alertó el ambientalista.
Además de acciones promocionales, las ONG realizan gestiones en la Administración de Parques Nacionales y en el Ministerio de Turismo, pero ya existiría el aval de palabra del titular de esa cartera, Enrique Meyer, y del gobernador chaqueño Jorge Capitanich. El proceso legal está atado a la marcha de la causa judicial por el crimen del dueño de la estancia y la sucesión civil de sus bienes.

Tiempo Argentino

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Fiebre de Oro amenazan el Parque Patagonia en Chile:Minera Australiana Equus Mining pone en riesgo patrimonio geológico y arqueológico en Aysen

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento