lunes, 11 de enero de 2016

Hace 1.400 millones de años la Tierra ya contenía suficiente oxígeno antes de aparecer los animales



Una nueva investigación muestra que hace 1.400 millones de años había suficiente oxígeno para los animales y, sin embargo, pasaron más de 800 millones de años antes de que los primeros animales aparecieran en la Tierra. 

El oxígeno es esencial para la existencia de animales en la Tierra Pero un aumento en el oxígeno no confujo aparentemente a la génesis de los primeros animales en nuestro planeta. Una nueva investigación muestra que hace 1.400 millones de años había suficiente oxígeno para los animales y, sin embargo, pasaron más de 800 millones de años antes de que los primeros animales aparecieran en la Tierra. Los animales evolucionaron hace unos 600 millones de años, tarde en la historia de la Tierra. La evolución tardía de los animales, y el hecho de que el oxígeno es fundamental para la respiración animal, ha llevado a la idea promovida ampliamente de que la evolución animal correspondió con un aumento en las concentraciones finales de oxígeno atmosférico. "Pero suficiente oxígeno en sí mismo no parece bastar para que los animales se desarrollen", dicen Emma Hammarlund y Don Canfield, del Centro Nórdico de Evolución de la Tierra en la Universidad del Sur de Dinamarca. Junto con colegas de la Corporación Petrolera Nacional de China y la Universidad de Copenhague, Hammarlund y Canfield han analizado muestras de sedimentos de la Formación Xiamaling en China. Sus análisis revelan que un océano profundo hace 1.400 millones de años contenía al menos un 4% de las concentraciones de oxígeno modernas. El nuevo estudio se publica en la revista Proceedings. El estudio utiliza las distribuciones de trazas de metales para demostrar que las aguas del fondo, donde se depositan los sedimentos de la Formación Xiamaling, contienen oxígeno. La distribución de los biomarcadores, moléculas derivadas de organismos antiguos, demuestran que las aguas de profundidad intermedia no contienen oxígeno. Por lo tanto, la Formación Xiamaling quedó depositada en una antigua zona de oxígeno mínimo. Se sabe que animales ancestrales como las esponjas y los gusanos pueden desenvolverse en ambientes con tan poco oxígeno. ep