viernes, 30 de septiembre de 2016

La obsesión por el crecimiento es un disparate

Desde Fundación DECIDE viajamos exclusivamente a Valdivia para entrevistar a Manfred Max Neef. Economista de la Universidad de Chile, elaboró ideas en torno al desarrollo sustentable, la economía ecológica y el desarrollo a escala humana. En 1983 gana el premio Right Livelihood Award, considerado el premio nobel alternativo de economía, y en 1993 es candidato a Presidente de la República en Chile. A continuación, una entrevista imperdible.



Buen día, Manfred. En DECIDE hemos observado que la izquierda, o los movimientos sociales a groso modo, fueron más o menos exitosos en instalar ciertas ideas o posiciones a lo largo del siglo XX: los derechos humanos, derechos sociales, algunas reivindicaciones de género. Pero a partir de la caída de la Unión Soviética quedó bastante huérfana de ideas –de la proposición de un modelo- en el plano económico; a diferencia de lo que ocurre entre actores vinculados al mundo ambiental y a propuestas que giran en torno a la sustentabilidad, que logran escapar de los marcos de la modernidad, entendido como economías basadas en costos y beneficios.
 

Bueno, parece  evidente que la economía convencional y tradicional no ha respondido a lo que debería haber respondido. De que exista una tremenda testarudez de parte de quienes son del mainstream, no quita que sea y siga siendo un fracaso tremendamente peligroso y brutal. Esta economía neoliberal mata más gente que todos los ejércitos del mundo juntos, y no hay ningún acusado, no hay ningún preso, no hay ningún condenado. Todos los horrores que estamos viendo en el mundo, gran parte de ellos, tienen un trasfondo que está anclado a esta visión de tratamiento y práctica económica.

La obsesión del crecimiento, para empezar, es un disparate. Porque una elemental ley natural, que todo el mundo conoce, es que todos los sistemas vivos crecen hasta un cierto punto en que dejan de crecer. Tú dejaste de crecer, yo deje de crecer, el árbol grande deja de crecer, pero no deja de desarrollarse. Seguir forzando el crecimiento para consumir más y seguir produciendo una infinita cantidad de cosas innecesarias, generando una de las instituciones más poderosas del mundo como lo es la publicidad, cuya función es una y muy clara: hacerte comprar aquello que no necesitas, con plata que no tienes, para impresionar a quienes no conoces. Eso evidentemente no puede ser sustentable.

Ahora, frente a las alternativas, desde luego para mí la más importante, es la visión de la economía ecológica. Porque a diferencia de la economía tradicional, la economía ecológica es una economía que está al servicio de la vida y tiene características fundamentalmente opuesta a la convencional. 

La economía convencional -que es la hija de la economía neoclásica- desde una visión ontológica, se sustenta en una visión mecánica, newtoniana: el humano, la economía y el mundo son mecánicos. Y en un mundo mecánico tú tienes sistemas que tienen partes. Partes que descompones, analizas y vuelves a armar. Del otro lado, la economía ecológica se sustenta en una visión orgánica. Los sistemas no tienen partes, sino que participantes, los cuales no son separables. Lo cual significa que todo está intrínsecamente unido y relacionado. Esto por lo demás ya es un mensaje que hace más de 90 años nos viene dando la física cuántica, pero ese mensaje ha tardado en llegar a las ciencias sociales. En este sentido, la economía ecológica o cualquier nuevo sistema económico debe en mi opinión, sustentase en cinco postulados fundamentales y un principio valórico irrenunciable. 
El postulado número uno: la economía está para servir a las personas y no las personas para servir a la economía. Dos: el desarrollo tiene que ver con las personas y la vida, no con objetos. Tres: crecimiento no es lo mismo que desarrollo, y el desarrollo no precisa necesariamente de crecimiento. Cuatro: ninguna economía es posible al margen de los servicios que prestan los ecosistemas. Y cinco: la economía es un subsistema de un sistema mayor y finito que es la biosfera, por lo tanto el crecimiento permanente es imposible. Y el principio valórico irrenunciable que debe sustentar una nueva economía es que ningún interés económico, bajo ninguna circunstancia, puede estar por sobre la reverencia a la vida. Si tú recorres estos puntos vas a ver que lo que hoy tenemos –en la economía neoliberal- es exactamente lo contrario. Hoy en día llegamos al extremo, comienzo del siglo XXI, que hay más esclavos de los que había antes de la prohibición de la esclavitud en el siglo XIX. Esclavos en serio, no en sentido figurado, de los cuales el 60% son niños y las demás, principalmente, mujeres.


Usted mencionaba la idea del crecimiento cero. Pero pareciera ser, cuando se le habla a gobiernos latinoamericanos, incluidos los de izquierda, que el crecimiento cero no es para nosotros: primero debemos crecer y luego podemos hablar de crecimiento cero, ¿está usted de acuerdo?


Hay crecimientos que son necesarios y justificables, y hay crecimiento que es totalmente innecesario. Y, desde luego, no confundir crecimiento con desarrollo que son dos cosas distintas. Si usted crece para desarrollarse, se puede pensar. Pero si usted crece a raíz de agotar recursos renovables y no renovables, eso es estúpido. Fíjese usted qué es lo que ocurre en la macroeconomía convencional, es tan absurdo que la pérdida de patrimonio se contabiliza como aumento de ingreso. Si yo arraso este bosque, eso me genera crecimiento e ingreso, pero ¿cuál es el resultado? Quedamos pobres. Destruí el suelo, en ese proceso crecí, pero el resultado es que quedé más pobre. Con mis colegas planteábamos lo que se conoce como la hipótesis del umbral, que ya está completamente confirmada, y que ya deja de ser hipótesis. En toda sociedad hay un período en el cual el crecimiento económico conlleva un mejoramiento de la calidad de vida, pero sólo hasta un punto. El punto umbral. Luego del cual si hay más crecimiento empieza a decaer la calidad de vida. Hay distintos componentes de la calidad de vida, pero llegado un determinado crecimiento, la calidad de vida de la ciudad empieza a decaer, ¡pero la ciudad crece! Claro que hay países que necesitan crecer, hay países que están en la extrema pobreza, pero tiene que ser un crecimiento que efectivamente contribuya a la superación de la pobreza. Porque el crecimiento que se sustenta nada más que en el consumismo, no genera desarrollo ni mejora la calidad de vida. Hago una pregunta elemental, ¿tú crees que es necesario que hayan 185 tipos de shampoos? ¿Seríamos inmensamente más pobres si hubieran 50 tipos de shampoos? Entonces, en todo orden de cosas es lo mismo. Tú estás ocupando recursos valiosísimos para producir cosas innecesarias, eso genera crecimiento, pero no desarrollo.





Yendo a los bienes comunes, hemos trabajado en este concepto porque entendemos que viene a liberarnos del eje “bien público – bien privado” que ha perdido progresivamente el sentido que justificó su existencia en el contexto de las luchas del siglo XX.

 
Para mí esas son contribuciones lingüísticas que no corresponden a la realidad. Para mí no hay ninguna diferencia entre un bien público y un bien privado: es parte de la naturaleza. Que tenga dueño, que no tenga dueño, o que tenga muchos dueños me da igual. Lo que interesa es la característica de ese bien y cuál es la función de ese bien, no el concepto de propiedad que hay detrás. Y entonces, como ya lo dije antes, se trata de entender que nosotros estamos absolutamente integrados a la naturaleza. De tal manera, que hay que entender que esos bienes son parte integral de un todo. Cualquier acto que nosotros cometamos que tiene que ver con la destrucción de ese bien, es un acto de suicidio colectivo. Tú te estás suicidando y se está suicidando la sociedad en la medida que destruyes los bienes de la naturaleza que no se pueden reponer. Por supuesto si tú cortas un árbol y facilitas que pueda volver a crecer, bueno, no hay problema, eso es lo normal, eso no es depredar. Depredar es ir mucho más allá de lo que realmente se necesita. Y en ese sentido todos los bienes son importantes y puedes decir que todos los bienes son comunes. Lo de público y privado es una cuestión leguleya que sirve para el abuso, como en el caso del agua en Chile, que es grotesco. Te compraste el agua de ese río y el vecino no puede sacar ni un vaso de agua, eso es monstruoso, te fijas. Pero eso es la parte jurídica, la parte que nosotros fabricamos, que no se corresponde a lo que debe ser nuestra relación con todos los bienes que son naturales. Luego puedes agregar la propiedad, pero debes entender que eso es parte de un todo, y si alguien tiene una propiedad, esa persona tiene una responsabilidad muy clara respecto a ese bien.


Desde la izquierda, hablando históricamente, se entendió alguna vez que valía la pena reivindicar la propiedad pública en términos de recursos. En el caso de Chile, eso estaba muy claro con la nacionalización del cobre, entendiendo que detrás de eso iba a haber una redistribución, una democratización en la gestión del recurso. Pero ahora –dictadura y Concertación de por medio- vemos que de eso hubo bastante poco. Codelco, por ejemplo,  siendo una empresa pública contamina e interviene más que cualquier empresa privada.
 

Mucha gente se imagina que el socialismo y el capitalismo son absolutamente opuestos. Pero en términos ambientales son idénticos, como también en su relación con la tecnología. La naturaleza está ahí para ser explotada y eso es válido tanto para el socialismo como para el capitalismo. La única diferencia que hay entre los dos es en la distribución de la riqueza. En uno la distribuye el Estado y en el otro, el mercado. Izquierda y derecha a mí no me dice nada. Es una lucha histórica donde esas categorías ya cumplieron su función y ya no sirven. Hoy día yo te pregunto, ¿qué es una persona de izquierda? Hace 40 años se sabía muy bien. Ahora yo te saco 40 personas que se dicen de izquierda y les pido que en una frase digan qué significa ser de izquierda, voy a tener 40 respuestas distintas. Hoy la gente se alinea por otras cuestiones, el ambiente, el cambio climático, esas son otras preocupaciones que no vienen ni con derecha ni con izquierda. No vamos a decir que solo la derecha es culpable del cambio climático: son todos culpables del cambio climático. Entonces, hay que trabajar con nuevas categorías y no quedarse trancado en el siglo XX o, peor aún, en el siglo XIX.





Ahora, ¿cómo cree usted que se tienen que gestionar esos recursos? ¿Qué experiencias se pueden rescatar?

 
La única manera de hacerlo bien es en la medida de estimular y reforzar con el mayor vigor posible las economías locales, lo pequeño, el municipio, cuando mucho la región. Porque para comenzar, ahí tú tienes identidad, tú eres alguien. Porque, ¿en qué consiste ser chileno? La banderita macanuda, el himno, esa es una lesera. Tu identidad está en la ciudad donde naciste, y particularmente en el barrio donde creciste. Yo soy porteño del cerro Artillería, del paseo 21 de Mayo, ahí está mi identidad, el resto es una abstracción que no tiene más sentido. En ese sentido, las experiencias más exitosas y más interesantes son las que se están haciendo hace tiempo en Escandinavia, particularmente en Suecia. El Natural Step, el paso natural de Suecia, consiste en un gran consenso nacional que ha llevado a una economía responsable, los únicos que no están en crisis en Europa por lo demás. Y como consecuencia de eso, al movimiento de los eco-municipios hoy. Algo que empezó hace 30 años en un municipio muy pequeñito en la región del Ártico sueco, donde dijeron “bueno, nosotros somos tan pobres que no podemos esperar nada de nadie, tenemos que inventar la manera de desarrollarnos”. Y  tuvieron un éxito extraordinario, y hoy dos tercios de los municipios son así. Pero finalmente, ¿qué es un ecomunicipio? Es un municipio que tiene autonomía financiera, autonomía energética, autonomía en transporte, en educación, en cultura, autonomía completa. El 100% del impuesto que tú pagas se queda aquí, no se va al centro para que ellos decidan qué hacer con la plata. ¿Qué significa eso?, ¿cuál es el impacto psicológico que produce eso? Que tú estás viendo lo que hacen con tu plata. Si no te gusta lo que están haciendo, sabes a donde ir y a quien decirle. Aquí qué hacen con tu plata, ¿tienes idea? Cero. Aquí en Chile, acá en Valdivia, si tú quieres poner un semáforo te lo tiene que autorizar Santiago. Un chato que está en un escritorio que en su vida ha venido a Valdivia. Bueno, como esas experiencias, hay otras igualmente notables en Inglaterra, los Transition Towns, los pueblos de transición, que incluso tiene sus propios medios de pagos.


¿Cómo es eso?


Generan sus propios medios de pagos, con su propio dinero, y ese dinero gira localmente. Todos los negocios locales compran y venden con ese dinero. Y ese dinero lo puedes convertir a moneda nacional si te vas a otra parte. Pero lo que significa es que todo lo que tú generas como excedente gira ahí mismo, y estimula ahí mismo la economía. O sea, genera un boom económico. Además no es dinero que puedas acumular con fines especulativos, porque tiene una duración limitada. O sea, es un dinero que tiene que estar activo. Esos son medios de pagos locales.


Para hacer eso, ¿cómo construimos con actores subalternos, actores sociales, alternativas que tengan posibilidades reales de disputar ese poder?

 
He llegado a una conclusión hace mucho tiempo: tú no puedes confrontarlos, porque vas a perder el tiempo. Debes empezar a hacer acciones locales tú. Cuando fui candidato a la presidencia me preguntaban lo mismo, y yo decía “mire, imagínese que usted está en un potrero y a 100 metros suyo está un rinoceronte furioso, listo para atacar. Lo más estúpido que usted puede hacer es suponer que también es un rinoceronte y atacarlo, no le deja ni en polvo. Entonces, ¿cómo se puede derrotar a ese rinoceronte? La nube de mosquitos. Una nube de mosquitos puede volver loco al rinoceronte hasta que se cae al precipicio, y no puede matar a ningún mosquito, porque los mosquitos tienen dos atributos que son claves: Uno, que siempre permanecen juntos y, dos, que no hay ningún mosquito jefe, o sea, es una sociedad no descabezable. Entonces tú tienes que joder, joder y joder, ese es el rol de los movimientos sociales. Y mira como están surgiendo en España, los que están surgiendo en Inglaterra. En Inglaterra imagínate, ahora sale un sujeto de izquierda de frentón. En Estados Unidos ahora, el que está detrás de Hillary Clinton, el que está subiendo más, es un socialista químicamente puro de Vermont. Los movimientos sociales en Alemania, los Piratas. Entonces esos son los mosquitos, y esa es la única manera.


Para terminar, ¿qué está leyendo actualmente?

 
 Actualmente, los filósofos idealistas alemanes del siglo XVIII, especialmente a Schelling, que me ha vuelto a fascinar. Porque todo esto que ya hablamos, lo dijo él hace más de 200 años. Todo esto que es el romanticismo alemán es fascinante. Porque lo fascinante que surge en ese movimiento del este de Alemania, Leipzig, esas zonas maravillosas, es que en ese momento el ser humano descubre la naturaleza. La naturaleza es producto del romanticismo alemán. Fíjate, si tu analizas la pintura, toda la historia de la pintura, hasta ese momento la naturaleza era el telón de fondo de una persona y su retrato. Allí, por primera vez aparece una pintura de la naturaleza. Por Caspar Friedrich en Alemania, que después se extiende al resto de la pintura. En la literatura lo mismo. Más interesante todavía, recuerdo que mi gran amigo, el historiador Rafael Bernal, hizo un estudio a fondo de los cronista de la conquista de América, todos los cronistas de la conquista, siglo XVI. ¿Y sabes qué? Descubrió una cosa impresionante, no hay ningún cronista que describa la naturaleza. Cómo puedes entender tú, que alguien que viene de una zona semidesértica como Castilla o Andalucía, y de repente está frente al monte Chimborazo o al medio de la Amazonía no describa lo que ve. Lo único que describe es la fatiga, el dolor, la lucha, las dificultades, el enemigo, la batalla, pero el paisaje no existe. El paisaje y la naturaleza existen a partir del romanticismo y de la filosofía idealista, especialmente Schelling.



Fuente:
Revista En Torno -

Imagenes: albasud.org -‪rolandoastarita.wordpress.com - www.periodicodelbiencomun.com

Argentina/Minería: En medio de derrames y el rechazo social, avanzan nuevos proyectos mineros en zona periglacial

Mientras el Ministerio de Ambiente de Nación y la propia empresa Barrick Gold admiten que la Mina Veladero está en una zona periglacial, empieza a surgir otro fantasma en la franja cordillerana argentina: la posible llegada de nuevos emprendimientos mineros sobre regiones glaciares, en contra de lo que dicta la ley que lo prohíbe.
 
“Cierre, remediación y prohibición”, es una de las exigencias centrales de la Marcha por el Agua y por la Vida, que arrancará esta mañana desde el acampe instalado en la plaza de Jáchal desde febrero de 2015, y que transitará por las rutas 150 y 40 hasta la capital sanjuanina. Más de 150 kilómetros a pie. Lo mismo se exigirá el miércoles en una marcha de Congreso a Plaza de Mayo. Es que el derrame de cianuro ocurrido a principios de mes (informado públicamente casi una semana después), el segundo en menos de un año, fue la gota que rebalsó la paciencia de un pueblo que, si bien dividido, en su mayoría se declara “harto” y denuncia que ni siquiera la cantidad de empleados locales en la mina de oro es tan grande como se anunció: medio centenar.
A casi 4800 metros de altura, la mina a cielo abierto se encuentra frenada por el Gobierno de San Juan y la justicia provincial hasta que la empresa haga mejoras. Las mismas que debió realizar tras el derrame de 2015, que afectó a cinco ríos. También se presentó ante el Juzgado Federal Nº2 de San Juan el Ministerio de Ambiente, a cargo del rabino Sergio Bergman, pidiendo que se investigue si hubo delito y que se hagan tareas de monitoreo y control, con inspecciones cada dos meses.
“El ministro se comporta como si fuese una ONG. Él es la autoridad de aplicación de la Ley de Glaciares y la máxima autoridad ambiental nacional. Le sobran herramientas para encauzar la situación”, aseguró a Tiempo el abogado de la asamblea, Enrique Viale. Y sentenció: “Veladero debe cerrar. No hay más excusas, viola la Ley de Glaciares.” El propio informe de impacto ambiental de la multinacional, hecho antes de la ley, manifiesta en su página 47 que la mina se encuentra asentada sobre ambiente periglacial, algo prohibido.
“El inventario ha identificado una serie de cuerpos de hielo, glaciares de escombro y periglaciares, en el área donde se ubica el emprendimiento de Veladero”, admitió Diego Moreno, secretario de Política Ambiental, Cambio Climático, Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación.
Los proyectos El Pachón y Los Azules, en San Juan, y Agua Rica, en Catamarca, están protegidos por la Ley 26.639.
Pero la mirada de las comunidades afectadas y sus asambleas no está puesta sólo en Veladero. En el marco del mini Davos, el ministro de Energía, Juan José Aranguren, anunció la posible llegada de 20 mil millones de dólares para reactivar 40 inversiones mineras, entre 2016 y 2021. El principal problema lo denuncia el Centro de Derechos Humanos y Ambiente (CEDHA): al menos tres de ellos serán en zonas protegidas por la Ley de Glaciares, pues están “en mayor o menor grado en zona de ambiente periglacial”. Se trata de El Pachón, proyecto de la anglo-suiza Glencore Xstrata, próximo a la localidad sanjuanina de Calingasta, en el límite con Chile; Los Azules, de la canadiense McEwen Mining, también en San Juan, cercano al Glaciar Calingasta; y Agua Rica, de Yamana Gold y de Glencore Xstrata, en Catamarca. Jorge Taillant, director del CEDHA, fundado por la ex secretaria de Ambiente, Romina Picolotti, brinda un ejemplo: “El Pachón evidencia más de 200 glaciares de escombro en la zona concesionada”.

Fuente: Tiempo Argentino

La primera demanda contra Pascua Lama en Chile

El ex Presidente Ricardo Lagos Escobar debe declarar como testigo en el juicio.


Acción judicial del empresario Jorge Lopehandia busca invalidar el protocolo internacional que permitió la instalación del proyecto.
 
El ex Presidente Ricardo Lagos Escobar, en medio de su despliegue en la carrera presidencial, debe declarar como testigo en el juicio por Pascua Lama. Esta situación se produce por la demanda contra el Estado de Chile por parte del empresario Jorge Lopehandia, que busca invalidar el protocolo internacional que permitió la instalación del proyecto minero.
 En 2004, el entonces Mandatario y su canciller Soledad Alvear (DC) firmaban en Argentina un protocolo que dio el vamos, en la práctica, al proyecto en la provincia del Huasco, Región de Atacama.
Tanto Lagos como la ex ministra deberán declarar en calidad de testigo ante el Vigésimo Tercer Juzgado Civil de Santiago debido a la acción judicial de Lopehandia, quien alega ser el dueño del terreno donde está instalado el proyecto de Barrick Gold.
El abogado del empresario, Guillermo Torres, también representante de la sociedad MountainStar Gold, declaró que “es un juicio en el cual estamos pidiendo la nulidad o que quede sin efecto un protocolo internacional denominado Pascua Lama y ese protocolo lo suscribió el entonces Presidente de la República Ricardo Lagos Escobar y, a su vez, lo autorizó la ministra de Relaciones Exteriores Soledad Alvear”.
“¿Cuáles son los vicios que yo estoy finalmente impugnando? Que dentro del protocolo adicional había un conglomerado de pertenencias mineras, de concepciones mineras, que aparecen de titularidad de la empresa Barrick Gold Corporation, que finalmente las que están constituidas en Chile, gran parte de ellas no le pertenecen”, detalló.
El abogado Torres sostuvo que Lagos y Alvear deberían declarar entre este miércoles y jueves.
subirComunidad diaguita valoró citación
Por su parte, el vocero de la comunidad diaguita Patay Co, Rubén Cruz, valoró la citación y expresó que la acción judicial va en línea con lo que la comunidad ha pedido por largos años.
“Estamos solicitando que este tratado se derogue para no permitir la minería transfronteriza naciente de las cuencas de nuestros valles. Tienen que ser citados el ex Presidente Ricardo Lagos y otras autoridades que en su momento también aprobaron este tratado binacional minero”, indicó.
Cruz agregó que “se están haciendo una serie de gestiones también a nivel parlamentario para poder hacer la revisión del tratado binacional minero”.
Cercanos a Lagos Escobar señalaron que en caso de ser notificado va a concurrir como cualquier ciudadano, aunque podría declarar de oficio como ex Mandatario. En el entorno de Alvear dicen que ella está dispuesta a declarar, pero que no ha recibido ninguna notificación.
En el Consejo de Defensa del Estado (CDE) no comentaron el hecho.

Fuente: Radio Cooperativa

El Mediterráneo acumula unas 1.455 toneladas de plástico en su superficie

Una investigación liderada por el CSIC halla restos de plástico en el 100% de las muestras recogidas durante varios años, convirtiendo a este material en parte del ecosistema marino

Lucía Villa

El Mediterráneo, especialmente en sus zonas costeras, se ha convertido en uno de los espacios marinos más contaminados del mundo. Un equipo de científicos españoles acaba de hacer públicos los resultados de una investigación que revelan que, sólo en la superficie de este mar, hay acumuladas unas 1.455 toneladas de plástico.

La investigación, a cargo del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), forma parte del proyecto Nixe III, que se creó en 2009 para comprobar el estado actual del Mediterráneo en contraste con los más de 60 estudios publicado en los siglos XIX y XX por el archiduque Luis Salvador de Austria. La comparación es desalentadora.
Durante los varios viajes realizados por los investigadores en 2011 y 2013 –entre las Baleares y el mar Adriático y entre las Baleares y el mar Jónico- se tomaron aproximadamente 70 muestras de la superficie marina y en todas ellas, sin excepción, se encontraron residuos plásticos. No sólo eso, sino que este material supuso el 97% de todos los residuos marinos hallados en las muestras.
El estudio, publicado en la revista Marine Environmental Research, calcula que, de media, el Mediterráneo tiene unas 147.500 partículas de plástico por kilómetro cuadrado, que extrapoladas a la superficie completa de este mar arroja un total de 1.455 toneladas, aproximadamente.
“El estudio sólo se basa en el plástico hallado en la superficie, que es una pequeña porción, lo que indica que en el fondo del mar habrá muchísimo más”, señala en conversación con Público Luis Francisco Ruiz-Orejón, investigador del CSIC en el Centro de Estudios Avanzados de Blanes y autor principal del estudio. "Hemos detectado que cuanto más cerca de la costa, mayor es el número de partículas de plástico", puntualiza.
Los residuos de plástico, como una botella, un pañal o el hilo de nailon que se utiliza para pescar tardan varios siglos en desaparecer del agua y todo ese material se va acumulando con el tiempo. Ruiz-Orejón explica que, aunque encontraron plásticos de todos los tamaños, la mayoría eran microplásticos (de menos de 5mm). “Cuanto más pequeños son aumentan los organismos para los que está disponible la partícula. Si llega al plancton, repercute en toda la cadena trófica”, afirma.
Aunque las actividades asociadas al mar son responsables de buena parte del plástico que se encuentra flotando en el Mediterráneo, Ruiz-Orejón asegura que el mayor porcentaje -unas tres cuartas partes- proviene directamente de actividades terrestres "debido a la mala gestión o a residuos que se vierten directamente al agua".
No es la primera vez que se estudian los residuos de plástico que acumula el Mediterráneo. Una investigación de 2015 del investigador Andrés Cózar, del Campus de excelencia internacional del mar (Ceimar) ya arrojaba datos más o menos de la misma magnitud, aunque esta se ha centrado más en las zonas de costa. 
“En menos de 100 años estos residuos han pasado a ser parte del ecosistema marino”, sentencian los investigadores.

Fuente: publico.es - Imagen: Un hombre recoge basura de entre los montones de plástico de una playa en el sur del Líbano, en la costa Mediterránea. AFP

España: El ejército bombardea de nuevo en el corazón de una reserva de la biosfera

El despliegue de aviones militares con munición real durante dos días en el campo de tiro de Bardenas provoca protestas sociales y el malestar de los alcaldes de la zona, mientras el Parlamento de Navarra reclama suspender el ejercicio y desmantelar el polígono.
Eduardo Bayona
Público


ZARAGOZA .- “Llevamos todo el día oyendo bombazos. Es algo que te sobrecoge”, explicaMilagros Rubio, portavoz de la Asamblea contra el Campo de Tiro Militar de Bardenas, que se pregunta “¿qué necesidad tenemos de sufrir esto?” Las explosiones comenzaron a primera hora de este martes, la primera de las dos jornadas en las que el ejército del Aire desarrollará unas maniobras con armamento y munición reales en el polígono, un área de casi 2.000 hectáreas situadas en el corazón de una zona semidesértica de 42.000, a caballo entre Aragón y Navarra, que la Unesco declaró reserva de la biosfera en 2001 y que dos años antes ya era parque natural.


“Es absolutamente indecente tener el mayor polígono de tiro militar aéreo de Europa en medio de una reserva de la biosfera, como si fuera un donut”, señala Álvaro Sanz, responsable de Organización de IU-Aragón, una de las organizaciones que participaron en la concentración de protesta celebrada este martes en la plaza Nueva de Tudela (Navarra). Alrededor de 200 personas, entre ellas varios alcaldes y los coordinadores de IU en Aragón y Navarra, Adolfo Barrena y José Miguel Nuin, reclamaron, como lleva varias décadas haciendo la asamblea, el cese de las maniobras y el desmantelamiento del campo de tiro.
Las maniobras, bautizadas como Operación Tormenta, han sido programadas para el martes y el miércoles en el campo de tiro. Se sabe que consistirán en ensayos con armamento militar real, aunque ninguna institución de la zona ha recibido información concreta sobre su contenido. El alcalde de Tudela, Eneko Larrarte sigue esperando la que pidió hace unos días. “No avisan en absoluto de las maniobras”, ratifica José Luis Ruiz, edil de la pedanía ejeana de Pinsoro. De hecho, el Ministerio de Defensa no informa de ellas en su web.
Siete décadas descargando bombas y proyectiles
El ejército del aire comenzó a utilizar como campo de tiro esas 2.000 hectáreas de Bardenas, valladas y declaradas hace dos años Zona de Interés para la Defensa, en 1951, tras alquilárselas a una comunidad de 32 municipios navarros conocidos como “congozantes” con los que renovó sus acuerdos en 1976, en 2001 y, por otros diez años, en 2008. En ese tiempo ha sido utilizado por aviones españoles y estadounidenses -gestionaron durante cuatro décadas una base en Zaragoza- a los que, en las dos últimas décadas, se han unido ocasionalmente otros de la OTAN.
Esos municipios reciben una compensación anual de siete millones de euros que Defensa plantea doblar en una eventual nueva prórroga y que no llega a otros limítrofes con la zona como Pinsoro. “Hay congozantes y consufrientes”, ironiza Ruiz, partidario de que cese del uso militar del área. “Hay cosas que no se pueden compensar. No tenemos compensaciones ni las queremos”, indica, ya que “el peligro es constante”.
Refuerza su postura un dato como los 37 accidentes relacionados con las maniobras que se han producido en la zona, en la que varios aviones se han estrellado y en la que una bala perdida disparada desde un helicóptero hirió a un turista el verano de 2015. “Es una instalación arcaica que pone en riesgo la seguridad de los vecinos”, señala, al tiempo que llama la atención sobre un detalle práctico: “Los aviones F-18 atraviesan el campo en unos segundos, por lo que las maniobras se extienden a toda la comarca en la práctica”.
“Entrenan lo que serán bombardeos sobre personas en otros lugares”
Eso incluye sobrevolar zonas pobladas, algo que también ocurrió el año pasado en el ejercicio Trident Juncture de la Otan, en el que participaron 24 aviones. “Hay unos riesgos obvios”, señala Sanz, que durante su etapa de diputado intentó sin éxito en varias ocasiones obtener información sobre el coste y el material militar utilizado en las maniobras áreas de Bardenas.
Esa intervención de efectivos de la alianza atlántica añade nuevos recelos a los que el polígono provoca por sí solo. “Lo que entrenan aquí van a ser bombardeos reales sobre personas en otros lugares”, señala Rubio, que reclama “un uso más noble” para la actual zona militar.
Vecinos y alcaldes de la zona navarra y aragonesa no son los únicos que rechazan la presencia de la instalación militar y piden su desmantelamiento. La junta de portavoces del Parlamento Foral lo considera “necesario” y urgente, según indica una declaración institucional aprobada la semana pasada, en la que también “muestra su rechazo y exige la suspensión de las maniobras militares con fuego real” que Defensa lleva a cabo estos días.
La cámara, que este jueves debate una moción de Izquierda-Ezkerra en el mismo sentido, muestra su apoyo a las movilizaciones contra las maniobras y reclama “que los recursos económicos destinados al polígono de tiro y a la realización de las prácticas de tiro y bombardeo sean destinados a gastos sociales y contra el desempleo”.

Fuente: http://www.publico.es/politica/ejercito-bombardea-nuevo-corazon-reserva.HTML - Imagenes: El campo de tiro militar aéreo de Bardenas es el mayor de Europa con 2.000 hectáreas. / MDE.ES - Partidos y entidades se sumaron a la protesta convocada en Tudela por la Asamblea contra el Campo de Tiro Militar.

Seis ciudades chilenas entre las 20 más contaminadas de América


El uso de leña es uno de los factores que coloca al país en ranking de la OMS. Experto advierte contradicciones para frenar su uso, pero desde el gobierno dicen que “los cambios no ocurren de la noche a la mañana”.
 
La Organización Mundial de la Salud (OMS) emitió ayer un informe en el que advierte que el 92% de la población del planeta vive en áreas donde la contaminación del aire supera los límites establecidos por el organismo.
En  el caso del material particulado fino más peligroso para el ser humano (MP 2,5), la recomendación es de 10 microgramos por metro cúbico de aire al año, en promedio. En Chile, de las 23 ciudades que aparecen en el reporte,  22 se encuentran sobre ese límite, según los datos recogidos hasta el año 2014, solo Punta Arenas está dentro de lo recomendado.
Coyhaique, Padre de las Casas y Osorno, en ese orden, aparecen en los primeros lugares a nivel nacional. Coyhaique, además, mantiene el título con la peor calidad del aire de América con 64 microgramos por metro cúbico, cifra que más que triplica a Visalia (California), que es la más contaminada en EE.UU, según el informe de la OMS.
Asimismo, la capital de la Región de Aysén presenta índices más elevados que Lima, Ciudad de México, Buenos Aires, que superan con creces los 60 mil habitantes de esta ciudad del extremo sur del país. Patricio Pérez, doctor en física y experto en modelos de contaminación ambiental y atmosférica de la U. de Santiago, explica que el uso intensivo de leña para calefacción, las bajas temperaturas, las condiciones geográficas que encierran a la ciudad y la mala ventilación, generan el fenómeno.
Pérez dice que el mensaje del gobierno es contradictorio en esta materia, porque el plan de descontaminación para Santiago contempla para 2017 la prohibición total del uso de leña, mientras que para las regiones se promueve solo el uso eficiente de este combustible.
“El mensaje que transmite en el sur es que la leña no es tan mala, sino que usarla eficientemente, pero para Santiago aunque se use eficientemente no es recomendable. Entonces ¿en qué quedamos?”, dice el investigador, quien agrega que los niveles de contaminación siguen altos pese a este uso eficiente.
Medidas
El subsecretario de Medio Ambiente, Marcelo Mena, dice que “esto no tiene que ver con un doble discurso, sino que con la realidad de que los cambios no ocurren de la noche a la mañana”. Agrega que en Santiago esto se puede hacer porque es una minoría la que ocupa leña, en cambio, la situación es distinta en el sur, donde promueven el recambio de calefactores y la aislación térmica de viviendas.
Mena agrega que unos 10 millones de personas en Chile viven  por sobre la norma de la OMS, pero que ya hay 14 planes de descontaminación para distintas ciudades. En el caso de Coyhaique, asegura que ya se ha reducido en 20% la contaminación desde el año 2014.
Carlos Dora, coordinador de Salud Pública y Medio Ambiente de la OMS, explica que el uso de la electricidad y el gas son buenas alternativas a la leña, pero agrega que las soluciones dependen de cada país, los que además deben medir sus niveles de contaminación.
En esta línea, Mena afirma que  una de cada ocho estaciones de monitoreo de América Latina está en el país. “Chile tienen una sobrerrepresentación de medición de calidad del aire por sobre el promedio. En muchos países vecinos solo tienen una estación”, explica.

Fuente: Elciudadano.cl

jueves, 29 de septiembre de 2016

La guerra, la paz y el absurdo

¡Deben estar tomándonos el pelo!
Tom Engelhardt
TomDispatch


Aventuras en un mundo –estadounidense– de frustración
Hace poco tiempo, mientras ordenaba una pila de libros infantiles, me encontré con un volumen, That Makes Me Mad! (Eso me vuelve loca), que me trajo muchos recuerdos. Escrito por Steve Kroll, un amigo fallecido hace unos cuantos años, contaba las siempre frustrante aventuras cotidianas de Nina, una niña en cuya vida se topaba cada día con el obstáculo de algún lugar común; llegada a ese punto, ella siempre decía... bueno, ¡pueden adivinarlo con el título! De pronto me sentí inundado de vívidos recuerdos de otros tiempos; de mis padres y de mi hija (que ahora lee libros como aquellos a su propio hijo) sentada a mi lado cuando tenía cinco años y repetía esas mismas palabras con tan viva voz que yo me daba cuenta de que ella estaba expresando las frustraciones de su vida, aquello que la volvía loca.
 
Treinta años después, en un Estados Unidos casi inimaginable, cuando levanté ese libro de repente me di cuenta de que cada vez que sigo las noticias online, por la televisión o –perdenme por esto, pero tengo 72 años y continúo atrapado en el pasado– la prensa escrita, tengo un impulso similar al de Nina. Solo que la frase a la que accedo es otra de Steve Kroll, la que dice “¡Deben estar tomándonos el pelo!”.
A continuación muestro algunos ejemplos recientes extraídos del mundo de guerra y paz al estilo estadounidense. Piensenlos como ilustraciones seleccionadas al azar en una época trumpiana en la que todo lo que pasa es una muestra de este mundo absurdo y viene perfectamente a cuento. Si están de humor, sientanse libres de gritar conmigo esa frase mientras avanzamos.
El planeta nuclearizado
Estoy seguro de que se acuerdan de Barack Obama, el tipo que entró en la Oficina Oval prometiendo trabajar por un “mundo libre de la amenaza nuclear”. Ya saben, el presidente que en 2009 viajó a Praga para decir conmovido: “Entonces, hoy dejo sentado rotundamente y con convicción el compromiso que Estados Unidos asume en la búsqueda de la paz y la seguridad en un mundo sin armas nucleares... Acabando con la mentalidad de la Guerra Fría, reduciremos el papel de las armas nucleares en nuestra estrategia de seguridad nacional y exhortaremos a otros países para que hagan lo mismo”. Ese mismo año, él recibió el Nobel de la paz, en gran medida por lo que aún estaba por hacer, particularmente en lo atinente a las armas nucleares. Por supuesto, ¡todo eso era algo muy de la época!
Después de casi dos periodos en la Oficina Oval, nuestro presidente de la paz, el único en la historia que llamó a la “abolición” del arma nuclear –y cuya administración retiró menos armas de nuestro arsenal nuclear que cualquiera otra una vez acabada la Guerra Fría– ahora está presidiendo las primeras etapas de un programa de modernización de un billón (ha leído bien, un billón, es decir, un 1 seguido de 12 ceros) de ese mismo arsenal (por supuesto, esa etiqueta con el precio de un billón de dólares llega antes de que empiecen los inevitables sobreprecios). El programa incluye un importante trabajo de diseño y puesta a punto de armas nucleares “guiadas de precisión” en las que se incluye la opción de moderar la capacidad de destrucción de esos ingenios. Este tipo de armas tiene la potencialidad de llevar la guerra nuclear al campo de batalla como primera opción, algo de lo que Estados Unidos se jacta de ser un pionero.
Esto me lleva a una historia en la portada del NewYork Times el pasado 6 de septiembre que me llamó la atención. Esta historia es como el glaseado del pastel nuclear de Obama. Su titular era: “Es improbable que Obama vote en contra del primer uso de las armas nucleares”. Admitámoslo; si lo hiciera, ese voto podría ser revertido por cualquier futuro presidente. Aun así, todo indica que existiría el temor de que la promesa de no iniciar una guerra nuclear “debilitaría a los aliados y envalentonaría a Rusia y China... en un tiempo en que Rusia está realizando prácticas de bombardeo en Europa y China está ampliando su influencia y poderío en el mar Meridional de China”, el presidente se está volviendo atrás en la intención dar semejante voto. Traduciendo: el único país que ha utilizado alguna vez ese tipo de armas pasará a la historia por estar preparado y con la necesaria voluntad para volver a hacerlo sin que medie ninguna provocación nuclear y hacer creer –hoy al menos eso creen en Washington– que eso daría lugar a un mundo más seguro.
¡Deben estar tomándonos el pelo!
El antiguo bombardeo de siempre
Recuerden que en octubre de 2001, cuando la administración Bush lanzó su invasión de Afganistán, Estados Unidos no estaba bombardeando ningún país mayoritariamente islámico. De hecho, ningún otro país en el mundo. Afganistán fue “liberado” rápidamente; el Talibán, aplastado; y al-Qaeda, obligado a huir. Así eran las cosas, o así lo parecían entonces.
El pasado 8 de septiembre, casi 15 años más tarde, el Washington Post informó de que en un solo fin de semana y un “trajín” de actividad, la fuerza aérea de Estados Unidos había arrojado bombas o disparado misiles contra seis país mayoritariamente musulmanes: Irak, Siria, Afganistán, Libia, Yemen y Somalia (podrían haber sido siete si ese día la CIA no hubiese estado descansando de sus ataques con drones en las zonas fronterizas del Pakistán tribal, tan castigadas durante estos años). En la misma onda, el presidente que juró que pondría fin a la guerra en Irak y, que cuando deje su cargo, hará lo mismo en Afganistán, está ahora supervisando una campaña estadounidense de bombardeos en Irak y Siria en la que está lanzando cerca de 25.000 artificios explosivos por año. Recientemente, solo para facilitar la prolongación de la guerra más larga de nuestra historia, el presidente que anunció que en 2014 este país había finalizado su “misión de combate”, ha desplegado una vez más soldados de Estados Unidos en son de lucha y hecho lo mismo con la fuerza aérea estadounidense. Para ello, los B-52 (la infamia de Vietnam), después de una década en reserva, tuvieron que volver a despegar, lo mismo que en Irak y Siria. En el Pentágono, los militares con mando están hablando ahora que la guerra “generacional” de Afganistán puede continuar hasta bien entrados los años veinte del presente siglo.
Mientras tanto, el presidente Obama ha contribuido personalmente a la creación de una nueva forma de guerra que no será un exclusividad estadounidense durante mucho tiempo. Esta novedad implica la utilización de drones equipados con misiles, un arma de tecnología punta que promete un mundo de conflictos sin bajas (para las fuerzas armadas de EEUU y la CIA), y que resultará en una maquinaria de asesinato global permanente para deshacerse de todo jefe terrorista, “teniente” o “militante”. Muy lejos de las zonas oficiales de guerra de Estados Unidos, los drones estadounidenses cruzan diariamente distintas fronteras, sin respeto alguno por la soberanía en todo el Gran Oriente Medio y partes de África, para asesinar a cualquiera que por decisión del presidente y sus colegas deba morir, sea ciudadano estadounidense o no (además, por supuesto, de quienes tengan la mala suerte de andar por ahí). Con sus “listas de asesinatos” elaboradas en la Casa Blanca y sus encuentros del “martes del terror”, el programa de drones –que promete operaciones “quirúrgicas” de caza y muerte– ha borrado la línea que separaba la guerra de la paz, según se iba normalizando en estos años. El presidente ya no solo es el comandante en jefe sino el asesino en jefe, un papel que es muy improbable que rechace ningún futuro presidente. El asesinato, obviamente una acción fuera de la ley, se ha convertido en el centro y el alma del estilo de vida en Washington y una forma de guerra que solo servirá para ampliar aún más la inseguridad mundial.
¡Deben estar tomándonos el pelo!
La muy aceitada maquinaria de la guerra privatizada
Ya que hablamos de ellos, tal como informó el New York Times el 5 de septiembre, el programa de drones de Estados Unidos tiene un problema: la falta de pilotos-operadores. En estos años, el programa se ha desarrollado tan rápidamente que la presión vivida por los pilotos y el resto del personal no ha hecho más que crecer. Entre las consecuencias está el estrés postraumático ocasionado por el hecho de matar a civiles que están a miles de kilómetros desde la pantalla de un ordenador. Como resultado de ello, la fuerza aérea ha estado perdiendo pilotos velozmente. Afortunadamente, ha aparecido una solución en el horizonte. Este servicio ha comenzado a solucionar su falta de pilotos según lo marcado por el resto de las fuerzas armadas en los últimos años: el recurso a los contratistas privados. Sin embargo, a estos pilotos y demás personas, las empresas contratistas del pagan mejores salarios, es decir, resultan más caros. A su vez, los contratistas han estado dando empleo al único personal disponible, aquellos que han sido adiestrados por... sí, el lector ha adivinado, por la fuerza aérea. Esto puede resultar en una escasez todavía mayor de pilotos-operadores de drones de la fuerza aérea deseosos de cobrar más por un trabajo deprimente y... bueno, es fácil darse cuenta de cómo funciona la muy aceitada maquinaria de la guerra privatizada y de quién acabará pagando el sobreprecio.
¡Deben estar tomándonos el pelo!

Fragmento de una extensa nota que se puede leer entera en: http://rebelion.org/noticia.php?id=217282 - 
Traducción del inglés para Rebelión de Carlos Riba García - Imagenes: ‪mundo.sputniknews.com‬ - ‪www.avizora.com‬ -‪actualidad.rt.com‬

Argentina: La marcha de Jáchal a pie hasta San Juan capital por el cierre de Veladero y la prohibición de la minería

Ayer terminó una marcha histórica: la que hicieron los vecinos de Jáchal hasta San Juan, desandando más de 150 kilómetros hasta llegar a la Casa de Gobierno para reclamar el cierre de la mina Veladero, la remediación de los daños producidos y la prohibición de la megaminería a cielo abierto. “Lo único que tenemos es un puñado de razones y la verdad en la calle”, dice la Asamblea, mientras el gobernador anuncia nuevos proyectos mineros y la causa del derrame avanza hacia la impunidad.
 

La marcha arrancó el domingo a las 7 de la mañana. Casi 100 jachalleros pisaron la ruta todavía de noche. “Cuando veníamos saliendo estaba amaneciendo la sensación era muy fuerte. Y vernos que éramos 100, que éramos poquitos… Era una quijotada”, dice Domingo Jofré, uno de los caminantes y referentes de la Asamblea Jáchal No Se Toca.
La idea de marchar hasta San Juan surgió apenas se conoció el nuevo derrame ocurrido el 8 de septiembre de este año. La Asamblea venía de celebrar una gran jornada aniversario del derrame de millones de litros de cianuro ocurrido hace 1 año, cuando exactamente al día siguiente se desayunaron de la existencia de otro nuevo. Los jachalleros ya habían realizado caravanas en auto hasta San Juan, pero ésta es la primera de a pie. Por qué: “Se nos van cerrando los caminos. Hay operaciones de prensa muy fuerte, no tenemos espacio en los medios. Si venimos a San Juan a una caravana las empresas no nos quieren alquilar los vehículos. Bueno, no conseguimos vehículos, nos vamos a ir caminando. Vamos a demostrar que la voluntad nuestra es a prueba de un montón de cosas”.
La gran marcha

 La crónica de la marcha que empezó el domingo a las 7 sigue a 20 kilómetros, en Las Aguaditas, donde “ya sentimos que las piernas estaban hechas mierda, que se nos iba a complicar”, dice Domingo, a pesar de la voluntad. Él, que tiene 40 y pico bien llevados años, se compara: “Había gente de 70 años”. Siguieron. La noche los encontró al pie del cerro Villicum, “donde compartimos una carbonada, una comida muy nuestra. Ahí hicimos noche hasta la madrugada de hoy”, relata. Faltaban 20 kilómetros, los más difíciles.
A media mañana ya estaban en el caso céntrico de San Juan. “Mucha gente en la calle nos miraba pasar y mucha gente salía a aplaudir la calle desde las ventanas. Otras cerraban”. Ya había una recorrida planeada. Fue así:
    •    hemos pasado por el juzgado y le hemos pedido justicia;
    •    hemos dado una vuelta a la plaza 25;
    •    hemos pasado por la Legislatura, para pedir que generen leyes para el pueblo y no a las multinacionales;
    •    y terminamos en la Casa de Gobierno, donde exigimos el cierre la remediación y la prohibición.


En estos dos últimos lugares entregaron el siguiente petitorio:
San Juan, 26 de Setiembre de 2016.-
Al Sr. GOBERNADOR
Don SERGIO UÑAC.-
De nuestra consideración:
Nos, ciudadanos del pueblo de Jáchal, reunidos en Asamblea por voluntad y elección de los vecinos que la componen, en cumplimiento de nuestro deber cívico de proteger el Medio Ambiente, el Agua y la Vida para nosotros y nuestra posteridad, venidos en marcha y a pie hasta esta Capital Provincial, nos presentamos y pedimos:
Ante los reiterados derrames de cianuro y metales pesados en las nacientes del Río Jáchal, solicitamos el inmediato cierre del emprendimiento “Veladero”, la entera remediación del ambiente dañado y la prohibición de toda actividad futura que ponga en riesgo nuestro derecho a un ambiente sano, equilibrado y apto para el desarrollo humano y que comprometa el de las generaciones futuras.
Fundamos nuestra solicitud en el derecho constitucional de peticionar a las autoridades, en la Convención Americana sobre derechos humanos, en el Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos, en la Ley General del Ambiente, en la Ley de Protección de Glaciares y demás normas concordantes.
Saludamos muy atte.

 
Ningún funcionario, ni siquiera los diputados de Iglesia y Jáchal – que son sus ex intendentes- recibieron a los vecinos. “Fue todo por mesa de entrada”, se lamenta Domingo. Los jachalleros se desquitaron con enérgicos discursos transmitidos por parlantes, “para que, al menos, nos escuchen”. Domingo ensayó uno: De dónde saco fuerzas: “De la mezcla de bronca, de impotencia. De la bronca que genera ver cómo estos tipos han vendido el alma. Y de potencia de tener la palabra en la calle. Que es lo único que tenemos: un puñado de razones y la verdad en la calle”.
Relevo de pruebas
La gran marcha se da un contexto paradójico en San Juan. Por un lado, el derrame conocido el día 24 y ocurrido el 8 de septiembre reavivó las aguas del #FueraBarrick, que seguía gozando de impunidad a pesar de los millones de litros derramados en 2015. Esta vez, apenas se conoció el nuevo derrame, el gobernador clausuró la planta preventivamente. Pero: “Ya judicializó la clausura, lo dejó en manos de (el juez provincial Pablo) Oritja, el mismo que investigó la otra vez. Es decir, el gobernador Uñac hizo esto para no pagar de ordenar el levantamiento de la clausura”, analiza Diego Seguí, uno de los abogados de la Asamblea. Así Barrick Gold comenzaría otra vez a operar en cualquier momento.
Más indicios de impunidad: “Oritja recién fue esta mañana a la mina a realizar una inspección, cuando el derrame fue el 8”, cuenta Seguí. “Como la otra vez, la empresa ya remedió todo, ocultó todo otra vez. Se repite lo mismo”.
Otro más: “Este sábado el ministro Hensel anunció un nuevo proyecto: Constelación. Es más grande que Pascua Lama, binacional, dos yacimientos en Argentina y 1 yacimiento en Chile: cobre, oro y plata. Usaría 5 veces más de agua que Veladero, y el río es el mismo de Jáchal”.
Dice Domingo: “Nosotros no descartamos instancias mayores en cuanto al pedido de justicia. La justicia en San Juan no existe. Estamos evaluando la corte interamericana de Derechos Humanos y La Haya: esto es un atropello a los derechos humanos. 
Porque si hay algo que les molesta son dos cosas: la voluntad; y que no nos han podido comprar, en la Tierra donde todo se compra y todo se vende. Menos la gente”.

Fuente: Lavaca - Imagenerds: ‪latinta.com.ar‬ -

Sequía impide el crecimiento de árboles y colapsa el sumidero de carbono de la Amazonía

Cumulonimbos se levantan sobre la Cuenca del Amazonas. Una sequía de 2010 provocó que se frenara el crecimiento arbóreo en la región y tuvo un impacto negativo en el sumidero de carbono de la Amazonía. Foto de Rhett A. Butler
Claire Asher

Una sequía de 2010 frenó el crecimiento de árboles y colapsó temporalmente el sumidero de carbono de la Amazonía, un problema que podría empeorar a medida que se intensifica el cambio climático.

    •    La Cuenca del Amazonas almacena 100 mil millones de toneladas de carbono y sirve como un sumidero valioso de carbono y como reserva contra el cambio climático.
    •    Un nuevo estudio descubre que una sequía importante en 2010 dificultó el crecimiento de árboles y causó la muerte de suficientes árboles como para colapsar el sumidero de carbono amazónico.
    •    El efecto fue temporal y, en los años entre sequía y sequía, la Amazonía volvió a ser un sumidero de carbono y el crecimiento superó a la mortalidad.
    •    A los científicos les preocupa que a medida que el cambio climático se intensifica, la intensidad de las sequías en la Amazonía continúe aumentando, y que estas frenen el crecimiento arbóreo y afecten aún más al sumidero de carbono.


La selva tropical amazónica es popularmente conocida como “los pulmones del planeta” —absorbe y almacena 100 mil millones de toneladas de carbono y evita que entre a la atmósfera. Mantener ese vasto sumidero de carbono es vital para limitar los impactos del cambio climático.
Recientemente, una nueva investigación publicada en el Global Biogeochemical Cycles journal muestra que las sequías pueden llevar a este crucial ecosistema a un punto muerto.
El doctor Ted Feldpausch, científico de la Universidad de Exeter, y un equipo internacional de investigadores estudiaron el impacto de las sequías en el crecimiento de los árboles y en la reserva de carbón en la Cuenca del Amazonas. Descubrieron que una sequía en toda la Cuenca del Amazonas en 2010 afectó significativamente la reserva de carbono en la cuenca y eso mató a muchos árboles y ralentizó el crecimiento de los que sobrevivieron.
“Antes de esta sequía la selva amazónica había estado ganando biomasa”, informó Feldpausch, pero la sequía del 2010 “colapsó el sumidero de biomasa en la cuenca”. La investigación apunta a la posibilidad de que la sequía actual en la Amazonía, junto con futuras sequías extremas, podría tener efectos similares.
La sequía extrema puede frenar el crecimiento de los árboles y causar su muerte. Foto de Rhett A. Butler

Este fue el primero de los estudios que abarcan toda la cuenca en investigar cómo múltiples sequías interactúan para afectar el crecimiento de los árboles y su muerte en la Amazonía. Utilizando un conjunto de datos de 15 años recolectados por la Amazon Forest Inventory Network, conocida como RAINFOR, el equipo de investigación logró desentrañar los efectos de sequías localizadas en 2005 y 2007 y la sequía más generalizada de 2010.
“La primera demostración directa a gran escala de una sequía tropical que ralentiza el crecimiento de los árboles es extremadamente importante”, dijo el autor principal Feldpausch. “Nos dice que los cambios climáticos no solo aumentan la tasa de pérdida de dióxido de carbono [del bosque] a la atmósfera, a través de la muerte de árboles, sino que también ralentiza la tasa de absorción. Y aun así, la Amazonía claramente tiene resiliencia, porque en los años entre las sequías la Amazonía volvió a ser un sumidero de carbono, y el crecimiento superó a la mortalidad”.
RAINFOR es un “proyecto a largo plazo que trabaja con [investigadores de] más de 30 países diferentes para entender esencialmente cómo funciona la selva amazónica”, explicó Oliver Phillips, un profesor de la Universidad de Leeds y coautor del estudio.
La red colabora con investigadores locales para monitorear más de 300 parcelas de una hectárea en toda la Cuenca del Amazonas y encontrar cambios a gran escala y a largo plazo en el ecosistema. “Dentro de estas [parcelas] podemos rastrear la vida y la muerte de árboles individuales”, explicó Phillips. Estos dos factores son claves para el rol de la selva como un sumidero de carbono: el crecimiento de los árboles significa más CO2 atmosférico absorbido y almacenado; mientras que la muerte de los árboles libera el carbono a la atmósfera.
La sequía ejerce más presión sobre las selvas tropicales a través de la reducción de su habilidad para hacer la fotosíntesis. Cuando hay escasez de agua, pueden aparecer burbujas de aire en el xilema, la estructura del árbol que transporta agua de la raíz a la hoja. Esas burbujas pueden interrumpir la continua columna de agua, un impacto que es fatal. Los árboles más altos, que tienen un xilema más largo, tienden a sufrir un mayor riesgo.
Durante épocas de sequía, las plantas pueden protegerse a sí mismas evitando que se formen burbujas de aire cerrando pequeños huecos en sus hojas llamados estomas; pero al cerrarse sus estomas no pueden absorber CO2 de la atmósfera ni realizar la fotosíntesis para producir energía para crecer y repararse.
 Un guacamayo azul y amarillo.

Los científicos todavía no saben cómo la sequía y el crecimiento frenado de los árboles impactará en la vida silvestre amazónica o qué especies podrán verse afectadas. Foto de Rhett A. Butler
Aun así, la investigación muestra que los árboles tratan de mantener el crecimiento, incluso durante las sequías. Un estudio de trece años de los efectos de precipitación reducida artificialmente en parcelas de Brasil descubrió que los árboles afectados por la sequía continúan almacenando energía y crecen normalmente hasta su muerte. Este crecimiento tiene un costo, sin embargo. Durante la sequía de 2010, se descubrió que los árboles en Brasil, Perú y Bolivia desviaban los recursos para preservar su salud en favor del crecimiento continuo. El estudio de Feldpausch provee más evidencia de que los árboles amazónicos que sobrevivieron no escapan ilesos de la sequía.
Aunque los científicos sostuvieron por mucho tiempo la hipótesis de que los árboles maduros como los de la Amazonía permanecerían en equilibrio —y el crecimiento y la muerte estarían equilibrados a largo plazo— los datos ahora probaron que este no es el caso. “Tal vez el descubrimiento más central de la red RAINFOR sea que esos procesos no están en equilibrio”, afirmó Phillips, ya que provee evidencia clave de que la Amazonía en su totalidad responde al cambio climático a gran escala.
Los niveles en aumento de CO2 en la atmósfera han estimulado el crecimiento de las plantas en la Amazonía durante décadas. Más dióxido de carbono significa más fotosíntesis y más uso eficiente por parte de los árboles, así que inicialmente los efectos del cambio climático sobre el crecimiento en la Amazonía pueden haber sido positivos, pero en los últimos años las cosas han cambiado. “Hemos visto que se saturó la tasa de crecimiento, al menos en parte debido al aumento de sequías”, explicó Phillips.
El año pasado, Phillips y sus colegas de la Universidad de Leeds publicaron un estudio que combina datos históricos de almacenamiento de carbono en la Amazonía, que abarcó los últimos 30 años, junto con datos recientes de la red de hectáreas de RAINFOR. Su estudio mostró que la absorción neta de carbono en la Amazonía ha estado disminuyendo de manera sostenida y la mortalidad arbórea en la cuenca ha aumentado en más de un tercio desde los ochenta.
A pesar de los aumentos de precipitaciones a nivel global y en la Amazonía debido al cambio climático, se esperan que las sequías aumenten en frecuencia a medida que la lluvia anual se vuelva más concentrada. Dicho de manera simple, el calentamiento global es el resultado de largos períodos de sequía, interrumpidos por tormentas cortas e intensas. “Se está volviendo más húmeda y aun así las plantas necesitan el agua, hacia el final de temporada seca, son más propensas a sufrir el impacto [de la sequía]”, explicó Phillips.
El fenómeno de alcance global de El Niño, que fue muy fuerte y acaba de terminar, tuvo como resultado sequías e incendios forestales graves en gran parte de la Amazonía durante la temporada seca de Junio a Diciembre de 2015 y el pronóstico de incendios en 2016 en la Amazonía anuncia riesgos altos de incendios para la próxima temporada seca. “Investigaciones anteriores han mostrado una interacción entre las sequías y los incendios”, afirmó Feldpausch, “así que es un motivo de preocupación”. Los bosques que se incendian liberan carbono a la atmósfera rápidamente.
El profesor Phillips resaltó una amenaza relacionada: “Estos cambios climáticos también afectan la diversidad vegetal y animal de la Amazonía. Un gran desafío ahora es descubrir qué especies están en riesgo”.
Feldpausch señaló que El Niño de 2016 y la sequía de la Amazonía que ocasionó ofrecerán a los investigadores la “oportunidad de sondear estos [fenómenos] en más detalle”, para determinar si el crecimiento arbóreo y los sumideros de carbono se vieron afectados como en 2010.
Se espera un aumento de las temperaturas de la temporada seca en las próximas décadas y así la Amazonía podría ver un mayor impacto en el crecimiento y la supervivencia de los árboles —junto con repetidos colapsos de su sumidero de carbono. Phillips dijo que la selva tropical ahora está entrando en un “nuevo régimen termal” que “las plantas nunca habían visto en su reciente historia evolutiva”. Esto no necesariamente significa que la selva tropical esté condenada, advirtió, y señaló que los científicos todavía no saben qué tan bien podrían adaptarse las plantas amazónicas al cambio climático y a este nuevo ambiente.
Aun así, todavía hay razones para preocuparse, señalaron los investigadores. La sequía en proceso en la Amazonía, junto con la deforestación y los incendios forestales, amenazan con sofocar uno de los recursos naturales más preciados en un momento en el que necesitamos urgentemente los servicios que nos presta el ecosistema de los “pulmones del planeta” para frenar los niveles en aumento de CO2.

Citas:
Feldpausch, T.R., Phillips, O. L., et al. (2016) Amazon forest response to repeated droughts. Global Biogeochemical Cycles; DOI: 10.1002/2015GB005133
Fuente: https://es.mongabay.com/2016/09/sequia-arboles-carbono-amazonia/ - Traducido por Mariana de Madariaga

Alerta ambiental: Perú ha perdido el 43% de la superficie glaciar en 40 años

Científicos proyectan que para el 2100 los grandes nevados andinos simplemente desaparecerán.

Perú tiene hoy 2.679 glaciares con una superficie aproximada de 1.300 kilómetros cuadrados. Las pérdidas de las últimas cuatro décadas se estiman en 870 km2.

El cambio climático y la actividad minera están provocando el retroceso y la muerte e los glaciares. En el vecino Perú, la situación es alarmante ya que un reciente estudio oficial señala que del total de los 2.679 glaciares, se ha perdido el 43% de la superficie de estas reservas de hielo y agua.
La alerta ambiental en Perú la dan los investigadores del proyecto Cryo-Perú que integran 46 científicos y especialistas como meteorólogos, geólogos e ingenieros ambientales, estiman que por efecto directo del calentamiento global los grandes nevados andinos desaparecerán antes del 2100.
Por estos días, el equipo científico de Cryo-Perú comenzaron la instalación decdos estaciones meteorológicas en los nevados de Artesonraju (Cordillera Blanca, Áncash), Pariacaca (Lima y Junín) y en noviembre colocarán otra más en Coropuna (Arequipa). Todos estos glaciares se ubican por encima de los 4.950 metros sobre el nivel del mar, en la parte occidental de la Cordillera de los Andes.
Los especialistas volverán cada año a los nevados para recoger la información registrada. Tras el análisis, Cryo-Perú tendría, a finales del 2018, un cronograma del tiempo de vida que le queda a cada glaciar.
¿Para qué servirá esto? Según Martí Bonshoms, coordinador de Cryo-Perú en el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología del Perú (Senamhi), para que el Gobierno planifique, por ejemplo, nuevos proyectos de trasvase de aguas desde la cuenca del Amazonas hacia la costa. Cuando los glaciares desaparezcan, esa sería la única forma de abastecer de agua a las ciudades costeras en invierno, cuando no llueve en la sierra.
Se termina el hielo-agua

El cambio climático ha afectado el deshielo de los glaciares y se ha transformado en el problema de sustenibilidad más urgente del Perú. En los últimos 40 años, el país ha perdido el 43% de su superficie glaciar, de acuerdo al último Inventario Nacional de Glaciares y Lagunas que elaboró la Autoridad Nacional del Agua en el 2014.
El Perú tiene hoy 2.679 glaciares con una superficie aproximada de 1.300 kilómetros cuadrados. Las pérdidas de las últimas cuatro décadas se estiman en 870 km2.
Cryo-Perú instaló sus estaciones meteorológicas en glaciares de la cordillera occidental, que son los que vierten sus aguas a la costa donde vive el 55,9% de la población del país.
Inventario oficial de glaciares de Perú
La Autoridad Nacional del Agua (ANA) publica “Inventario de Glaciares del Perú” señalando que los resultados obtenidos corresponden al inventario de glaciares de 19 cordilleras nevadas del Perú, muestran un total de 2 679 glaciares con una superficie de 1298,59 km2. Las cordilleras de mayor extensión son: La Cordillera Blanca (Andes del Norte), Vilcanota y Vilcabamba (Andes del Centro) con 755, 374 y 355 glaciares y superficies de 527,62; 279,40 y 129,15 km2 respectivamente.
En general la altitud mínima de los glaciares inventariados se ubica sobre los 4000 msnm. Los glaciares inventariados han sufrido procesos de reducción en su geometría durante los últimos 40 años. La pérdida de superficie total de las 18 cordilleras es de 42,64% respecto al inventario de 1970.
Los glaciares pequeños son los más susceptibles a los cambios de superficie, identificándose en las cordilleras un total de 2341 (87,38%) glaciares con superficie ≤ 1 km2 y 338 (12,62%) glaciares con superficie > 1 km2.

Fuente: Infogate.cl

Los hielos de Groenlandia se derriten mucho más rápido de lo que se pensaba

Un nuevo estudio publicado en Science Advances reveló  que la capa de hielo que cubre a Groenlandia se está derritiendo a un ritmo más acelerado de lo que se pensaba.
Mientras la Tierra se ha calentado un promedio de 1°C, el Ártico ha sufrido un aumento mucho mayor de sus temperaturas. Algunas partes de Alaska han experimentado dramáticas alzas de 11°C, informa IFLS.

El manto de hielo que cubre Groenlandia es muy extenso. Se cree que si todo ese hielo se fundiera, provocaría un aumento de 6 metros en el nivel del océano, inundando a la mayoría de las ciudades costeras del mundo.
 
El nuevo estudio, realizado por investigadores del Centro Alemán de Investigación en Geociencias, del Instituto Alfred Wegener (Bremerhaven, Alemania) y de la de la Universidad Técnica de Dinamarca, encontró que se ha perdido mucho más hielo en el océano de lo que se sabía, agregando 19 kilómetros cúbicos más por año, lo que incrementa las cifras anteriores en un 8%.
La manera más común de medir la pérdida en Groenlandia y Antártica, es a través de satélites GRACE, que rastrean los cambios en la gravedad del hielo y su interacción con el suelo.
La capa de hielo que cubre las masas de tierra en ambos polos es tan pesada, que provoca una depresión en el suelo. Así, cuando el agua congelada se funde, el suelo se vuelve a elevar a su nivel inicial.
Los estudios que tomaban medidas con este método, inevitablemente incluían parte de la roca subyacente como hielo, y de esta manera ocurría una subestimación de la verdadera cantidad perdida.
El estudio actual usó otros datos, tomados a través una red de sistema de posicionamiento global (GPS), que tiene sensores situados directamente sobre el lecho rocoso y que les permitió medir el movimiento de elevación de la roca, informa NCYT. De este modo, los investigadores pudieron constatar que la pérdida es mucho mayor a lo estimado.
Mientras la tasa de ha aumentado dramáticamente en las últimas décadas, debido al cambio climático provocado por los humanos, los investigadores también encontraron que la capa de hielo de los polos se ha estado derritiendo durante los últimos 20 mil años. Esto podrá servir de excusa para los que niegan el cambio climático, pero en realidad indica la probabilidad de que la capa siga perdiéndose por muchos años.

El Ciudadano
-----------------------
Científicos del mundo encaran a Donald Trump por dichos sobre calentamiento global
 "The concept of global warming was created by and for the Chinese in order to make U.S. manufacturing non-competitive." Donald J. Trump (@realDonaldTrump)

Expertos mandan carta abierta al candidato presidencial de EE.UU. sobre su negativa pública al cambio climático

Donald Trump nuevamente vuelve a la pizarra informativa, ya que preocupados por las declaraciones del excéntrico millonario y candidato presidencial de los Estados Unidos, 375 científicos de todo el mundo, incluyendo al célebre Stephen Hawking y 30 premios Nobel, firmaron una carta abierta al magnate, donde lo encaran por sus falacias mencionadas sobre el calentamiento global y la posibilidad de desmarcarse del Acuerdo de París.

Para dar contexto, en varias ocasiones el candidato republicano ha públicamente mencionado su negativa al no creer que el calentamiento global sea real. Primero afirmó que era un invento de los chinos para perjudicar la economía nacional (frase que luego dijo que "era una broma"), propuso cancelar la participación de Estados Unidos en el Acuerdo de París (que busca reducir las emisiones de gases) y "frenar todo el pago de dinero de los impuestos del país a los programas de calentamiento global de la ONU". Para él, esta clase de acuerdos otorgan poder y control a burócratas extranjeros sobre cuanta energía utiliza su país.
Volviendo a la carta, autodenominada como "Científicos Responsables", en esta expresan su extrema preocupación de que alguien como Trump pueda llegar al poder y cumplir con lo mencionado anteriormente, siendo una grave amenaza, no solo para su país, sino para todo el planeta.
"El sistema político tiene puntos de inflexión. Las consecuencias de la exclusión voluntaria de la comunidad internacional [respecto al acuerdo de París] serían graves y de larga duración, para el clima de nuestro planeta y para la credibilidad internacional de los EE UU. No nos podemos permitir cruzar ese punto de inflexión".
También Donald Trump mencionó ya en campaña que el calentamiento global es producido por causa natural y que los humanos poco y nada tuvieron que ver con esta, algo que los científicos negaron rotundamente, "tales alegaciones son incompatibles con la realidad. Nuestras huellas en el sistema climático son visibles en todas partes. Se observan en el calentamiento de los océanos, la superficie terrestre y la atmósfera inferior. Se identifican en el aumento del nivel del mar, los patrones de precipitación alterados, el retroceso del hielo marino en el Ártico, la acidificación del océano y muchos otros aspectos del sistema climático".
La carta expone un punto bastante preocupante, en el cual sugiere que votar por Trump y elegir su presidencia, sería una señal de que al país no le importa el resto del mundo y su estado, "es preocupante que el candidato republicano tenga intención de abandonar el Acuerdo de París. Esto enviaría un claro mensaje al mundo diciendo que a Estados Unidos no le importa el cambio climático y cada cual va por su cuenta".