Argentina: A pesar de la suspensión oficial de la Cumbre Social del Mercosur, se reúnen las organizaciones en Mendoza.

En un hecho inédito, el presidente argentino Mauricio Macri, suspendió la Cumbre Social del Mercosur. La decisión causó la indignación de las organizaciones que participan de ese encuentro desde 2005. Los movimientos sociales decidieron desconocer la decisión del mandatario argentino, la que tildaron de “arbitraria y sin fundamentos” y realizarla de todos modos, aunque no posea carácter oficial.
 
Desde que comenzó a realizarse la Cumbre de Presidentes del Mercado Común del Sur (Mercosur), las organizaciones sociales, de derechos humanos y políticas de los países que participan de ese espacio de integración regional, realizaban una cumbre paralela, que en sus primeros momentos se conoció como Cumbre de los Pueblos. En aquellos encuentros los movimientos sociales se reunían para discutir la situación regional y articular formas para enfrentar los procesos neoliberales de la región, tal como informa el Diario Contexto.. 
Desde 2005, en el marco de nuevos procesos políticos de la región, la cumbre tomó carácter oficial y fue respaldada por los gobiernos populares de la época, quienes brindaban herramientas de logística y apoyo para que las organizaciones puedan reunirse, discutir, trabajar juntas y consensuar un documento, que luego era entregado a los mandatarios.
Durante casi 12 años se mantuvo esa forma de articulación entre las organizaciones sociales, sindicales, políticas, no gubernamentales y de derechos humanos con los gobiernos del Mercosur. Sin embargo, en el 2017, el mandatario argentino, quien además es presidente pro tempore del Mercosur, decidió suspender el encuentro alegando “cuestiones de seguridad”.

Neoliberalismo en el Mercosur: Michel Temer y Mauricio Macri. Foto de archivo

Las organizaciones participantes se mostraron indignadas por la decisión y decidieron realizar la cumbre a pesar de la decisión del mandatario argentino y entregaran el documento que surja del encuentro al presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales, quien lo llevará a la Cumbre de Presidentes.
Uno de los organizadores del encuentro, el ex embajador argentino en Bolivia, Ariel Basteiro, aseguró a Contexto que “no sorprende que el gobierno de Macri no quiera abrir ámbitos de discusión para los movimientos sociales, los sectores del trabajo, los sectores sindicales y de la producción, porque el gobierno de Argentina, al igual que el de Brasil y el de Paraguay, está llevando adelante políticas de quitas de derechos, represión y ajuste contra esos sectores”.
“A pesar de la decisión del presidente Macri de suspender la Cumbre social del Mercosur, las organizaciones políticas, sociales, culturales, y sindicales de los países miembros se autoconvocaron y realizarán la Cumbre de los Pueblos el 20 de julio en la Facultad de Artes y Diseño de Mendoza, Centro Universitario, Mendoza, Argentina”, informaron en un comunicado oficial los organizadores.
En esa dirección, agregaron: “Delegados y delegadas de organizaciones sociales y populares de todas las regiones del continente, desde el Caribe hasta la Patagonia; trabajadores, campesinos, indígenas, jóvenes, intelectuales y adultos mayores, de todas las ámbitos, mujeres y hombres amantes de la paz nos encontraremos en Mendoza, Argentina, para hacer oír la voz de todos los pueblos de nuestra América contra las políticas neoliberales y anti populares de algunos gobiernos de la Región”.

Fuente: Elciudadano.cl

Entradas populares de este blog

Indígenas estadounidenses protestan en Washington contra gobierno de Trump

Patagonia Chilena: Mañana se estrena documental sobre polémica hidroeléctrica en Cochamó.

Ecofeminismo: “El patriarcado destruirá el planeta si no lo frenamos”