Japón pretende restablecer la caza comercial de ballenas, una práctica suspendida desde hace 30 años.

Tokio propondrá la aprobación de la captura comercial de la ballena minke, de la que considera hay un número abundante de especímenes

Isailen Piñango
 
Este lunes, Japón informó que solicitará la reanudación de la caza comercial de ciertas especies de ballenas, tras 30 años de suspensión total, en la reunión que la Comisión Ballenera Internacional (CBI) que se celebrará en septiembre próximo en Brasil, informaron medios locales.
El país asiático persigue la aprobación de la captura comercial de algunas especies como la ballena minke (rorcual aliblanco), de la que considera que hay un número relativamente abundante de ejemplares, según la propuesta del primer ministro, Shinzo Abe, aprobada el pasado 26 de junio.
Propuesta principal de Tokio
La reunión de la CBI se realizará entre el 10 y 14 de septiembre en Florianópolis, Brasil. Durante el encuentro, el país asiático planea dar a conocer la caza comercial de cetáceos como su propuesta principal, como una revisión del sistema de toma de decisiones del organismo, según recogió la agencia Kyodo.
¿Qué necesita Japón para que aprueben su solicitud?
La  revisión de toma de decisiones de la CBI establece que es necesario obtener la aprobación de tres cuartas partes de sus 88 miembros para aplicar cuotas de captura o zonas “santuario”, donde la caza de ballenas está prohibida, mientras que Tokio planteará bajar el número de apoyos necesarios a mayoría simple.
Antecedentes de Caza
333 ballenas cazadas por Japón en la Antártida. Foto Web

En 1986, Japón firmó la moratoria total de captura de ballenas con fines comerciales para tratar de conservar la especie, y ese mismo año emprendió programas de capturas científicas que han sido criticadas por la comunidad internacional y organizaciones animalistas, por considerarla una pesca comercial encubierta, debido a que la carne de los especímenes estudiados es posteriormente vendida.
Tokio conserva dos programas de este tipo, uno en el Pacífico Norte, en la costa septentrional del archipiélago, y otro en la Antártida, que fue considerado ilegal por la Corte Internacional de Justicia en marzo de 2014, por no ajustarse a “fines científicos”.
En septiembre próximo, de conseguir suficiente apoyo Japón podría retomar otro tipo de caza de ballenas, en esta oportunidad de tipo comercial.

Leer en: https://www.elciudadano.cl/medio-ambiente/japon-quiere-restablecer-la-caza-comercial-de-ballenas/07/03/#ixzz5KCZ4kiCM

Entradas populares de este blog

Vienen por nuestro litio con la excusa del auto eléctrico y la defensa del ambiente

Patagonia Argentina: Las represas en el Río Santa Cruz amenazan al Glaciar Perito Moreno

La enorme 'huella ecológica' de 163 millones de perros y gatos en EEUU