martes, 22 de diciembre de 2015

La Justicia bloqueó los bienes de las mineras Vale y BHP por el deslave tóxico que mató 17 personas en Brasil


La justicia brasileña ordenó bloquear los bienes de las mineras Vale y BHP Billiton para garantizar la indemnización por el deslave tóxico que mató 17 personas y causó el mayor desastre ambiental de la historia del país.

La decisión fue adoptada por un juzgado de Minas Gerais (sureste) en el marco de una causa impulsada por el Estado brasileño contra la firma Samarco, que es propiedad de las gigantes de la minería global, informó la agencia pública de noticias ECB.
“En 30 días, las empresas deben efectuar un depósito judicial inicial de 2.000 millones de reales (unos 520 millones de dólares) para ser utilizados en la ejecución del plan de recuperación integral de los daños”, señaló ECB citando el fallo.
Las empresas tendrán 45 días para presentar un plan que atienda el impacto social y la degradación ambiental causada por el desastre y el tribunal les fijó una multa diaria de 150.000 reales en caso de que no sean cumplidas las medidas estipuladas.
Samarco también quedará impedida de distribuir dividendos o cualquier otra forma de retribución a sus socios.
Vale y BHP son dueñas a partes iguales de Samarco, décima exportadora de Brasil y propietaria del embalse de desechos mineros que reventó el 5 de noviembre y desató un tsunami de lodo que enterró un pueblo y arrasó con el rio Doce, el segundo mayor del país.
El torrente de lodo y desechos mineros recorrió más de 650 km por el río, a través de los estados de Minas Gerais y Espirito Santo (sureste de Brasil), hasta desembocar en el océano Atlántico, donde también impactó al ecosistema marino.
Serán necesarios al menos 10 años para que se recuperen las condiciones básicas de esa cuenca, según estimaciones de la ministra de Medio Ambiente, Izabella Teixeira.
A fines de noviembre, esos dos estados, acompañados por el Estado federal, presentaron una acción civil contra Samarco y sus dueños para crear un fondo de unos 5.200 millones de dólares a partir de aportes de las empresas involucradas.

Fuente: Explícito