miércoles, 23 de diciembre de 2015

Tres especies de hongos chilenos están en peligro de extinción


Esta es la primera vez que el Ministerio del Medio Ambiente considera a las especies del reino fungi dentro de las especies en extinción.
Los hongos en Chile están amenazados por factores como el cambio climático, la pérdida de hábitat, el uso de fungicidas y la sobrexplotación. Así lo demostró la publicación en el Diario Oficial d el Decreto Supremo N° 38 del Ministerio de Medio Ambiente que por primera vez, considera a 22 especies del Reino Fungi. De ellas, hay 3 especies en peligro de extinción, 4 vulnerables y 5 casi amenazadas. La evaluación de las especies fue liderada por el Dr. Goetz Palfner de la Universidad de Concepción en conjunto con Fundación Fungi.
"Chile es un país pionero en la conservación de hongos y la incorporación del Reino Fungi en el 11º Proceso de Clasificación de Especies ha sido un paso acertado, pero a la vez muy atrasado", comentó Giuliana Furci, Directora de Fundación Fungi, organización que lidera la investigación, protección y difusión del Reino Fungi en el país.
De los tres hongos en peligro de extinción, dos son especies comestibles de invaluable valor para la gastronomía de nuestros pueblos originarios:Cyttaria berteroi, llamada popularmente como "pintara" o Llao lao, y Boletus loyo, conocida como "loyo", el hongo nativo de mayor valor gastronómico para nuestro país. Giuliana Furci, agregó “Chile comparte ingredientes marinos con el Perú, productos ganaderos con Argentina, Brasil y Uruguay, pero son nuestros hongos silvestres comestibles los que nos hacen únicos en términos culinarios. Se debe regular la recolección de hongos silvestres comestibles, ya que es prioridad para poder revertir esta clasificación oficial”.
En otoño 2015, Fundación Fungi estudió los efectos de la cosecha efectiva del “loyo” y concluyó que “es necesario hacer un plan de manejo que establezca medidas mínimas de tamaño y madurez para su cosecha. Actualmente en Chile la actividad no es regulada. Al no existir una forma estándar de recolección se está perjudicando la nueva aparición del hongo. Todavía no es posible hablar de escasez total, pero sí hay evidencia de bajas en la producción. La fiscalización para estandarizar la cosecha, es urgente” comentó Daniela Torres, encargada del programa de recolección sustentable de Fundación Fungi.
“Con este nuevo paso en la consolidación de los hongos como componente esencial de la naturaleza se demuestra que hablar de flora y fauna está obsoleto, se debe hablar y proteger nuestra "flora, fauna y fungi", concluyó Giuliana Furci.

Fuente: veoverde.com