Mineras hinchas de HidroAysén



Peter Hartmann 
Director Codeff Aisén, Coordinador Coalición Ciudadana por Aisén Reserva de Vida.
Después que Allamand diera por muerto a HidroAysén, el más ferviente defensor e hincha del megaproyecto ha resultado ser el Presidente del Directorio de Codelco, Gerardo Jofré. Y en sus intentos resucitadores, era que no, recurre a la falacia que ya ni los lectores de El Mercurio se tragan, eso de que “sin la energía de HidroAysén no habrá crecimiento ni desarrollo” (minero suponemos, viniendo de él).O sea, para él represas es sinónimo a desarrollo (de ese que no le llega a la gente e hipoteca al país).
Claro, Codelco utiliza la friolera de 6.386.000 MWh al año, un 13,3% del consumo eléctrico del país y 42,8% de lo que consume la minería del cobre. Es mas, solo sospechábamos que la expansión de Codelco Andina podría estar interesada en la energía de HidroAysén, ya que el crecimiento minero que implica duplicar la demanda eléctrica en el Sistema Interconectado Central, como ya lo anunció Endesa en el 2006, es principalmente transnacional. Y si bien Codelco es importante para la economía nacional, la minería multinacional es todo lo contrario y a lo que se pueda entender por desarrollo sustentable.
Ah, y todo esto es un nueva demostración sobre como miente HidroAysén ¿Se recuerdan cuando decían que lo de la energía para las mineras era un mito inventado por sus opositores? ¿Y recuerdan eso del “proyecto país”, nunca más mencionado?
Vale recordar además que Codelco durante años instaló centrales térmicas y sistemáticamente privatizó sus centrales eléctricas. Aparte que también tiene harta ropa sucia que lavar en cuanto a contaminación, despilfarro, regalo a AngloAmerican y otros malos manejos.
Francamente, tal vez sea comprensible el nerviosismo del Sr. Jofré como defensor de los intereses del gremio minero, del cual Codelco a estas alturas de la desnacionalización del cobre, representa solo 30 a 40%. Aunque de verdad, lo que los chilenos habríamos esperado de esta empresa estatal es que diera el ejemplo y liderase la autarquía energética, mejorando su eficiencia  e instalando centrales de energía renovable no convencional, ERNC. Y de hecho, a causa de la crisis del gas argentino, en el Norte ha estado involucrada en algunas iniciativas de ese tipo, al igual que otras mineras proactivas que no están a la espera de cuestionados proyectos conectados a respirador artificial.
De acuerdo a investigaciones de Bloomberg New Energy Finance, BNEF, 2012, Codelco y Solarpack  están construyendo un proyecto fotovoltaico en el desierto de Atacama que generará 2.690 MWh/año a un precio competitivo con el carbón y el gas y se financia sin necesidad de subsidios. Eso, mientras desde HidroAysén aseguraban que ese tipo de energía no es viable, ocupa mucha superficie, es muy cara, etc, etc.
Si en el austral Coyhaique, el Café RICER con un aporte del fondo Capital Semilla se atreve a dar el ejemplo con un proyecto de ecoeficiencia con paneles fotovoltaicos ¿cómo no va a ser posible captar energía en el desierto de mayor insolación del planeta y donde se encuentran las mineras multimillonarias energívoras? ¿Cómo no va a ser posible que  esas empresas se autoabastezcan al menos en parte con ERNC? ¿Cómo no va a ser posible que el Estado Chileno les exija a esas empresas que se autoabastezcan al menos en un tercio de ERNC?
Por lo demás, si bien el costo nivelado de la electricidad generada por grandes hidroeléctricas convencionales es y seguirá siendo relativamente bajo, mientras el costo de las térmicas subirá (el diesel es lejos la generación mas cara), el costo nivelado de las ERNC está bajando. Así, según los cálculos de BNEF, al 2011 los costos nivelados de la geotérmica, eólica, biomasa, biogas y pequeñas hidroeléctricas están bajo el precio de energía que se paga en el SIC y SING, y al 2020 también lo estarán algunas tecnologías solares, mientras la eólica sigue bajando de costo. Al 2030 continúa bajando el costo de las solares, entrando a ser competitivas otras tecnologías más.
Como ya decíamos, las centrales de ERNC perfectamente pueden en muchos casos estar cerca de su lugar de demanda, evitando el costo de líneas de transmisión. Eso, mientras las grandes hidroeléctricas como HidroAysén necesitan de larguísimas líneas de transmisión por miles de kilómetros, que elevan los costos por sobre aquellos de las ERNC. Y ahí esta otra de las falacias con que argumentan los hinchas de HidroAysén: “que con ese proyecto bajará la tarifa eléctrica”, lo cual evidentemente es solo demagogia para lograr adeptos y tratar de justificar un proyecto a todas luces inviable.
El Divisadero. Boletin 324 ecosistemas.cl - Mapa: aquiaysen.cl Foto: de-vocacion-amarga.blogspot.com

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Fiebre de Oro amenazan el Parque Patagonia en Chile:Minera Australiana Equus Mining pone en riesgo patrimonio geológico y arqueológico en Aysen

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento