El CO2 ha aumentado una media anual del 0,5% en la última década

Los resultados, que fueron obtenidos gracias a la colaboración entre la ESA en el marco de su misión 'Envisat' y el satélite japonés para la observación de los gases de efecto invernadero, 'GOSAT'
La concentración del dióxido de carbono (CO2) ha aumentado del orden de un 0,5 por ciento anualmente entre 2003 y 2013,mientras que la concentración de metano (CH4) se ha incrementado entre un 0,3 y un 0,5 por ciento anual desde 2007, debido, en ambos casos, a las emisiones hechas por el hombre, según ha informado la Agencia Espacial Europea (ESA, en sus siglas en inglés). Los resultados, que fueron obtenidos gracias a la colaboración entre la ESA en el marco de su misión 'Envisat' y el satélite japonés para la observación de los gases de efecto invernadero, 'GOSAT', serán presentados la próxima semana en el Simposio Planeta Vivo y muestran que el aumento de dióxido de carbono en los últimos diez años se debe al uso de carbón, petróleo o gas, mientras que en el crecimiento del CH4 además influyen causas naturales como las emanaciones de humedales o la quema de la biomasa. El director del proyecto sobre gases de efecto invernadero dentro de la iniciativa de Cambio Climático de la ESA, Michael Buchwitz, ha señalado que las imágenes de satélite dan información sobre la distribución geográfica y las fluctuaciones temporales de estos compuestos que "aumentan la temperatura global del planeta", y, gracias a ellas se pretende "generar distribuciones globales de alta calidad, para conocer las fuentes y los sumideros regionales". En este sentido, Buchwitz ha explicado que en el caso del dióxido de carbono, las fluctuaciones estacionales son más grandes debido a las variaciones en la fotosíntesis de la vegetación. En concreto, ha comentado que se ha observado que esta "respiración" es mayor en la mitad norte de la Tierra por la existencia de bosques que captan carbono durante el verano y que, en parte, liberan durante el invierno. Por el contrario, ha apuntado que aunque los mapas reflejan niveles de metano especialmente elevados, relacionarlo con sus emisiones es más complicado ya que exige la utilización de modelos complejos de transporte atmosférico, que parametricen la acción de, por ejemplo, el viento. En este sentido, el científico del Centro de Investigación de la Comisión Europea en Ispra (Italia), Peter Bergamaschi, ha señalado la importancia de contar con estas imágenes de satélites porque los "patrones espaciales detallados de las emisiones de metano a nivel mundial que no se podrían obtener de las mediciones en superficie".
ECOticias.com – ep - Imagen: ecologismo.com
--------------------------------------------
El calentamiento global nocturno limita la captación de CO2 de la flora boreal

Esta conclusión se desprende del análisis de datos recopilados a lo largo de 28 años sobre la cantidad la calidad y el desarrollo de la vegetación; así como de mapas de intercambio de CO2 y de medidas in situ de este gas en las atmósferas de Alaska
Las temperaturas nocturnas han aumentado 1,4 veces más rápido que las diurnas en el planeta. Esta asimetría altera los flujos de carbono y el crecimiento vegetal, según un trabajo en el que participa el CREAF
El aumento de temperatura que está experimentando el planeta se ha repartido de forma desigual a lo largo del último siglo. En concreto, las temperaturas mínimas, registradas durante la noche, han crecido 1,4 veces más que las temperaturas máximas experimentadas durante el día. Este fenómeno ha provocado la alteración de los flujos de carbono y del crecimiento vegetal en el hemisferio norte, según revela una investigación internacional en la que ha participado el CREAF y que se publica hoy en la revista Nature.
Esta conclusión se desprende del análisis de datos recopilados a lo largo de 28 años sobre la cantidad la calidad y el desarrollo de la vegetación; así como de mapas de intercambio de CO2 y de medidas in situ de este gas en las atmósferas de Alaska y Hawai (ambos en Estados Unidos).
En las regiones boreales, frías de alta montaña y húmedas templadas, el aumento generalizado de las temperaturas diurnas (máximas) estimula la fijación de CO2 durante las horas de sol pero el mayor aumento de las temperaturas de noche (mínimas) estimula aún más la respiración, limitando así la  captura de CO2. Además, en las regiones templadas y áridas se ha comprobado justo el efecto contrario, lo que añade asimetría a este flujo, que está directamente relacionado con el crecimiento vegetal.
El investigador del CREAF y del CSIC Josep Peñuelas, único español en la investigación, señala: “Para poder hacer previsiones fiables y sacar conclusiones sobre el funcionamiento de los ecosistemas terrestres y su capacidad de absorción de CO2 debemos incluir fenómenos esenciales como este en nuestros modelos”. Los efectos sobre el aumento de las temperaturas máximas en ambos ecosistemas ya eran conocidos. No obstante, según Peñuelas, “este estudio pone de relieve que el aumento de las temperaturas nocturnas también se debe tener en cuenta”.

Peng S, Piao S, Ciais P, Myneni RB, Chen A, Chevallier F, Dolman AJ, Janssens Y, Peñuelas J, Zeng H, Zhang G, Vicci S, Wan S, and Wang S (2013) Asymmetric effects of day and night-time warming on Northern Hemispheric vegetation. Nature. DOI: 10.1038/nature12434 Campus UAB. Edifici C. 08193 Bellaterra (Barcelona) | www.creaf.cat | - ECOticias.com

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Fiebre de Oro amenazan el Parque Patagonia en Chile:Minera Australiana Equus Mining pone en riesgo patrimonio geológico y arqueológico en Aysen

Animales desesperados ante la peor sequía de Australia