Proteger Madagascar y Ecuador salvaría dos tercios de las especies de plantas


Cientíticos de las universidades de Duke y Estatal de Carolina del Norte, en Estados Unidos, y Microsoft Research han usado algoritmos computacionales para identificar el conjunto más pequeño de regiones de todo el mundo
La protección de las regiones clave que constituyen sólo el 17 por ciento de las áreas de la Tierra puede ayudar a preservar más de dos tercios de sus especies vegetales, según concluye una investigación de un equipo internacional de científicos, publicada en la revista 'Science'.
   Cientíticos de las universidades de Duke y Estatal de Carolina del Norte, en Estados Unidos, y Microsoft Research han usado algoritmos computacionales para identificar el conjunto más pequeño de regiones de todo el mundo que podrían contener el mayor número de especies de plantas.
   "Nuestro análisis muestra que dos de los objetivos más ambiciosos establecidos por la Convención de 2010 sobre la Diversidad Biológica, proteger el 60 por ciento de las especies vegetales del planeta y el 17 por ciento de su superficie terrestre, se pueden lograr, con una importante advertencia", dijo Stuart L. Pimm, profesor de Ecología Conservacional en la Escuela de Medio Ambiente Nicholas de Duke.
   "Para lograr estos objetivos, tenemos que proteger más tierras, en promedio, de lo que actualmente hacemos y muchos más lugares clave, como Madagascar, Nueva Guinea y Ecuador --dice Pimm--. Nuestro estudio identifica las regiones de importancia. El lógico y muy desafiante próximo paso debe ser tomar decisiones tácticas locales dentro de esas regiones para asegurar una mayor conservación de la tierra", agrega.
   Las especies de plantas no están distribuidas al azar en todo el planeta. Algunas zonas, como América Central, el Caribe, el norte de los Andes y regiones de África y Asia tienen concentraciones mucho más altas de especies endémicas, es decir, aquellas que no se encuentran en ninguna otra parte.
   "Las especies endémicas de pequeños rangos geográficos están en un riesgo mucho mayor de ser amenazadas o en peligro que aquellas con grandes rangos", señaló Lucas N. Jope, científico de la conservación en el Laboratorio de Ciencia Computacional de Microsoft Research en Cambridge, Reino Unido.
   "Combinamos regiones para maximizar el número de especies en un área mínima. Con esa información, se puede evaluar con mayor precisión la importancia relativa de cada región para la conservación y analizar las prioridades internacionales", agregó este investigador.
   Para identificar cuál de las regiones de la Tierra contiene la mayor concentración de especies endémicas, en relación con su tamaño geográfico, los científicos analizaron datos de más de 100.000 especies de plantas con flores, recogidos por el Real Jardín Botánico de Kew, Inglaterra. Jope y Piero Visconti, también del Laboratorio de Ciencia Computacional de Microsoft Research, creó y dirigió los complejos algoritmos necesarios para analizar la gran base de datos espacial.
   En base a sus cálculos, Clinton N. Jenkins, investigador de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, diseñó un mapa mundial con códigos de colores para la identificación de regiones de alta prioridad para la conservación de plantas, clasificadas en orden de densidad de especies endémicas.
   "También hemos mapeado dónde se produce el mayor número de aves pequeñas, mamíferos y anfibios, y encontramos que están en gran medida en los mismos lugares que resulten ser prioritarios para las plantas", dijo Jenkins. "Así que la preservación de estas tierras beneficiará a las plantas pero también a muchos animales", subrayó.
ECOticias.com – ep
---------------------------------------------------------
El Mediterráneo y el Caribe precisan la ‘máxima’ protección de su biodiversidad


“Los ecosistemas mediterráneos suele tener muchas especies únicas y un impacto humano excepcional ya que a la gente le gusta vivir con este clima. Esa combinación ha dado lugar a que muchas especies mediterráneas estén bajo amenaza”
Las regiones del Mediterráneo y el Caribe son unas de las áreas que necesitan una mayor protección sobre la biodiversidad para mantener las especies endémicas y reducir el ritmo de su extinción, según un estudio elaborado por investigadores de EE UU y Reunido Unido publicado en la revista Science. Los científicos destacan que estos territorios no coinciden exactamente con los parques naturales y zonas de especial conservación.
“Los ecosistemas mediterráneos suele tener muchas especies únicas y un impacto humano excepcional ya que a la gente le gusta vivir con este clima. Esa combinación ha dado lugar a que muchas especies mediterráneas estén bajo amenaza”, asegura a SINC Clinton Jenkins, investigador del departamento de biología de la Universidad de Carolina del Norte, EE UU, y coautor del artículo.
El estudio se ha elaborado con la información recogida por la base de datos sobre especies vegetales más grande del mundo, realizada por El Real Jardín Botánico de Kew, Inglaterra, con cerca de 110.000 plantas distintas, y utilizando modelos computacionales.
Las regiones identificadas como particularmente ricas en especies incluyen hasta el 75% de todas las de plantas del planeta, así como la mayoría de las especies de aves, mamíferos y anfibios. Esta área está formada por varias islas tropicales y subtropicales, al igual que por las montañas del norte de los Andes el Caribe, América Central, partes de África, Asia y el Mediterráneo. “La mayoría de estas zonas necesitan todavía mayor protección, aunque Costa Rica es líder mundial en mantenimiento de la biodiversidad”, explica el investigador.
Respecto a España, Lucas Joppa, uno de los autores del trabajo y miembro del Laboratorio Computacional de Microsoft en Cambridge, Inglaterra destaca a SINC: “Las Islas Canarias, son importantes porque tienen densidades excepcionalmente altas de especies endémicas, que solo se encuentran en el archipiélago”.
Los investigadores señalan que menos de la sexta parte del planeta está protegida y que el 67% de todas las plantas endémicas del mundo se encuentran solamente en el 17% del territorio. “Actualmente nos encontramos en un 13%, por lo que es necesario un aumento de las áreas protegidas que asegure que el número de especies de plantas a preservar se maximice”, señala Joppa.
"El mundo ha protegido un amplio territorio, algo muy positivo", dice Stuart Pimm de la Universidad de Duke, en EE UU, otro de los investigadores. “La mejor noticia es que estas áreas protegidas funcionan, y sus fronteras tienden a permanecer intactas y retrasan la pérdida de biodiversidad". Las áreas que no están protegidas tienen una tasa de extinción que es de 100 a 1000 veces más rápida que la natural.
Objetivos del Convenio sobre la Diversidad Biológica
El artículo concluye que para cumplir los objetivos del Convenio sobre la Diversidad Biológica de preservar el 17% de la superficie de la Tierra y conservar el 60% de las plantas para el año 2020, solo se alcanzarán si se aumentan las áreas de especial protección. “Es posible cumplir pero se requerirá mucha voluntad política y el compromiso de proteger el futuro de la vida del planeta”, asegura Jenkins. “Nos estamos quedando sin tiempo para tomar decisiones importantes sobre el futuro”.
Pimm concluye que aunque la situación actual es buena "necesitamos hacer más para alcanzar las metas establecidas y centrar nuestra atención en estas áreas importantes para proteger los archipiélagos e involucrar a la gente indígena alrededor del mundo".
Este trabajo nació tras la celebración de dos tratados internacionales: las Metas de  Aichi de la Convención sobre Diversidad Biológica, acordada en octubre 2010, y la Estrategia Global para la Conservación de Plantas de la Convención. Las conclusiones del estudio llegan semanas antes de que se produzcan las reuniones de la Convención en Montreal, Canadá, del próximo octubre.

Referencia bibliográfica:
L. Joppa; P. Visconti at Microsoft Research in Cambridge, UK; C.N. Jenkins at North Carolina State University in Raleigh, NC; S.L. Pimm at Duke University in Durham, NC. "Achieving the Convention on Biological Diversity’s Goals for Plant Conservation," Science 6 de Septiembre 2013.
Sinc – ECOticias.com– innovaticias.com

Entradas populares de este blog

Francia: ‘Mi orina contiene glifosato, ¿y la tuya?’ Denuncia contra el polémico herbicida

Insumisión, deconstrucción, decrecimiento

La humanidad tiene una oportunidad: La restauración masiva de bosques