martes, 22 de marzo de 2016

No hay futuro sin la biodiversidad de los bosques

El estudio, que acaba de publicarse en la revista PNAS, evidencia la importancia de conservar el paisaje y su biodiversidad evitando la homogeneización de los bosques con planes de reforestación que solo incluyen especies pensando en un solo objetivo, por ejemplo su capacidad de producir madera.

Investigadores del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC), en colaboración con un amplio grupo multidisciplinar de científicos europeos, han comprobado la importancia a gran escala de mantener la diversidad local para que los bosques sean multifuncionales. El estudio, que acaba de publicarse en la revista PNAS, evidencia la importancia de conservar el paisaje y su biodiversidad evitando la homogeneización de los bosques con planes de reforestación que solo incluyen especies pensando en un solo objetivo, por ejemplo su capacidad de producir madera. "A una mayor diversidad de especies en los fragmentos de un mismo hábitat, más funciones cumple dicho hábitat”, explica el investigador “Además de producir madera, los bosques cumplen muchas otras funciones, como regular el ciclo hidrológico, fijar el CO2 atmosférico o permitir que sobrevivan las especies asociadas a cada hábitat, sin olvidar su uso recreativo o su valor estético o cultural”, apunta el investigador del MNCN Fernando Valladares. “Al repoblar con una misma especie, que con frecuencia no es autóctona, se homogeneiza el bosque y resulta imposible que siga cumpliendo muchas de sus funciones”, continúa. Para realizar este estudio los investigadores analizaron 209 fragmentos de 16 ecosistemas forestales a lo largo de seis países europeos comparando la relación entre la multifuncionalidad del bosque con la variedad de especies presente en cada parcela, por un lado, y con la diversidad del paisaje, es decir, de los fragmentos de un mismo hábitat dentro de cada región, por otro. “La relación entre diversidad del paisaje y multifuncionalidad del bosque es siempre positiva. A una mayor diversidad de especies en los fragmentos de un mismo hábitat, más funciones cumple dicho hábitat”, explica el investigador. Los datos obtenidos confirman la importancia que tiene conservar los niveles de biodiversidad originales de cada bosque para que sigan conservando su multifuncionalidad, combinando por ejemplo el control de la erosión con la captura de grandes cantidades de CO2 atmosférico y con un uso recreativo.

Referencia bibliográfica: Fons van der Plaset al.(2016). "Biotic homogenization can decrease landscape-scale forest multifunctionality".PNAS. DOI:www.pnas.org/cgi/doi/10.1073/pnas.1517903113 Fuente original: http://www.agenciasinc.es/
--------------

Plantar árboles es igual de eficaz que los diques frente a las inundaciones
 
La investigación fue financiada por la Agencia de Medio Ambiente británica que está interesada en el potencial de las técnicas de restauración de ríos para incorporarlas en programas más amplios de gestión del riesgo de inundación.
La plantación estratégica de árboles en las llanuras de inundación podría reducir la altura de las inundaciones en las ciudades aguas abajo hasta en un 20 por ciento.
Según un estudio publicado en la revista 'Earth Surface Processes and Landforms', investigadores de las universidades de Birmingham y Southampton estudiaron una cuenca entera en New Forest, Inglaterra, en un área de 100 kilómetros cuadrados, aguas arriba de la localidad de Brockenhurst. Estos expertos querían entender cómo la plantación de árboles, la restauración de ríos y los diques podrían afectar a la "altura de pico" de una inundación en una zona urbana río abajo.
La investigación fue financiada por la Agencia de Medio Ambiente británica que está interesada en el potencial de las técnicas de restauración de ríos para incorporarlas en programas más amplios de gestión del riesgo de inundación. Mediante el uso de un modelo digital del terreno del paisaje y de un modelo de simulación hidrológica, los científicos descubrieron que la plantación de árboles en la llanura de inundación y el incremento del número de bloqueos, a lo largo de un 10-15 por ciento de la longitud total del río, podría reducir la altura pico de una inundación en la ciudad en un 6 por ciento una vez que los árboles hayan crecido durante 25 años.
También encontraron que una plantación del bosque y una restauracion de restauración de los ríos más extensas, por ejemplo entre el 20 y el 25 por ciento de la longitud total río, resultó en una reducción en la altura pico de la inundación de hasta el 20 por ciento. A medida que la edad de los árboles y los bosques aumenta hasta 100 años posteriores a la siembra, hay reducciones mayores en la altura pico de inundación.
"Como demuestra nuestra investigación, la plantación de árboles dirigida y la restauración pueden contribuir a la reducción del riesgo de inundación. Creemos que la plantación de árboles puede contribuir mucho a la reducción del riesgo de inundación y debe ser parte de un enfoque de gestión del riesgo de inundación más amplio, incluyendo defensas convencionales contra inundaciones.
La plantación de árboles representaría un elemento extra que ayudaría a ralentizar la llegada de agua de lluvia a los lugares vulnerables", plantea el doctor Simon Dixon, del Instituto de Investigación Forestal de la Universidad de Birmingham.
El equipo de investigación también estudió bloqueos artificiales de ingeniería, como diques, que tienen numerosos beneficios ecológicos y se ha demostrado que reducen la velocidad local del flujo de los ríos. Los científicos descubrieron que aunque los diques ralentizan el flujo, esto no siempre se traduce en una disminución del riesgo de inundación a escala de cuenca.
Aunque estos bloqueos reducen el riesgo de inundación aguas abajo en algunos lugares y en otros no tenían ningún efecto, o incluso un aumento del riesgo de inundación, los investigadores recomiendan estudios detallados del sitio para identificar los mejores lugares para instalarlos para mitigar las inundaciones.

Fuente: http://www.ecoticias.com/- Imagen: Vista aérea de una tala ilegal en el Bosque Nacional de Jamanxim , en el estado de Para, en la Amazonía brasileña. ANTONIO SCORZA (AFP)