viernes, 11 de marzo de 2016

Dinamarca, ‘referente’ mundial en el uso de plaguicidas libres de pesticidas



Tras la consecución de los citados hitos, en 2003 se firmó un acuerdo voluntario entre el Ministerio de Medio Ambiente de Dinamarca y autoridades locales para poner fin al uso de pesticidas.

Desde 1993, el gobierno danés ha mostrado interés en asegurar la calidad de los jardines y de las aguas del país. De este modo, ya en la década de los 90 se tomaron una serie de iniciativas medioambientales, como la prohibición del uso de pesticidas en cementerios y restricciones en el uso de plaguicidas para garantizar una buena calidad de las aguas subterráneas del país. Tras la consecución de los citados hitos, en 2003 se firmó un acuerdo voluntario entre el Ministerio de Medio Ambiente de Dinamarca y autoridades locales para poner fin al uso de pesticidas. Ya en 2016, y tras una serie de acciones enmarcadas bajo el lema “Proteger el agua, la naturaleza y la salud humana”, Dinamarca puede afirmar haber reducido el uso de pesticidas en un 40% desde 2011. Estos resultados han sido posibles gracias a una serie de iniciativas intersectoriales que garantizan la bajada en el uso de pesticidas. Así pues, se han concedido subvenciones a los agentes productores que utilicen plaguicidas alternativos libres de pesticidas. Por otro lado, la gestión de los campos de golf también cuenta con una legislación propia, lo que hizo que ya en 2008 el uso de pesticidas en los mismos disminuyera un 70%. Morten Kaben, Responsable y Técnico de Medio Ambiente en el Ayuntamiento de Copenhage, quiso destacar que los trabajos realizados por el país en este campo hicieron posible que Copenhage se alzara con el título de Capital Verde Europea en 2014. Con una misiva a la Red de Acción de Pesticidas, una red formada por más de 600 organizaciones e instituciones no gubernamentales en 60 países de todo el mundo, Kaben desgranó los puntos por los que la ciudad de Copenhage es un referente en sostenibilidad a nivel mundial. A la prohibición total en el uso de pesticidas, se le suman otras acciones como una red de carril bici de más de 400 kilómetros y la transformación, en dos años, del 40% de los camiones de basura de diésel a gas natural, entre otros.
Liubliana, actual Capital Verde Europea
Eslovenia es un país conocido por sus espacios verdes y naturaleza. La apicultura es uno de los patrimonios más importantes del país, y por ello en 2008 se prohibió el uso de una serie de pesticidas que propiciaban la muerte en masa de colonias de abejas. Esta acción en la protección de la apicultura y otras tantas encaminadas a hacer de Liubliana un entorno sostenible, han sido premiadas nombrando a esta ciudad eslovena Capital Verde Europea 2016.
Janez Kozelj, teniente de alcalde de la ciudad, será uno de los participantes en la 8ª Conferencia Europea de Ciudades y Pueblos Sostenibles, la cita de referencia sobre desarrollo sostenible, que reunirá en su edición de 2016 a representantes de gobiernos locales y regionales, instituciones europeas e internacionales, organizaciones multilaterales, miembros de la comunidad investigadora, líderes empresariales y sociedad civil. 

Fuente original: http://www.udalsarea21.net/